Menú Buscar
Toni Comín, consejero de Salud (i); Ada Colau, alcaldesa de Barcelona (c) y Gemma Tarafa, comisionada municipal de Salud / EP

Barcelona prescindirá de veinte médicos al liquidar la mutua Pamem

Los facultativos tenían acuerdos mercantiles que ahora se rescindirán; la corporación defiende que "el proceso aún está en marcha"

4 min

Barcelona prescindirá de veinte médicos al liquidar el Instituto de Prestaciones de Asistencia Médica al Personal Municipal (Pamem), la mutua municipal que cubría a 9.000 funcionarios. Los galenos lamentan que termine su contrato mercantil. La corporación responde que "mantendrá los puestos de enfermería y administrativos" y que "el proceso no ha concluido".

La denuncia la han hecho facultativos del centro, que lamentan que "una docena de médicos de familia y otros tantos especialistas" vean su relación laboral terminada con la integración del ente en el Servicio Catalán de Salud (CatSalut)

"Vivimos durante años en la precariedad, con contratos que cubrían de forma deficiente la actividad que realizábamos. Ahora nos quieren rescindir los acuerdos y no estamos de acuerdo", agrega uno de los empleados, médico de familia.

"El proceso no ha concluido"

Preguntado sobre la situación de los galenos, un portavoz del ayuntamiento ha subrayado que prefiere "no pronunciarse sobre los contratos de arrendamiento de servicios médicos, ya que existen procedimientos judiciales en marcha pendientes de resolución".

En cualquier caso, la misma fuente ha indicado que "el proceso acaba de iniciarse, y la previsión es concluirlo en septiembre". En el ínterin, el equipo de gobierno de BComú y PSC mantendrá "todo el diálogo con los sindicatos y actores implicados".

Asimismo, el Ejecutivo local recuerda que los 22 puestos de trabajo de enfermería y administrativos se mantendrán. Es con estos profesionales, ha abundado el mismo representante, que el ayuntamiento "pondrá en marcha servicios de odontología y podología para los colectivos más vulnerables" de la ciudad.

Asamblea el próximo miércoles

Las explicaciones municipales no han contentado a médicos y usuarios. CCOO y UGT han convocado una asamblea informativa el próximo miércoles, 3 de abril, en Barcelona con varios objetivos.

"Garantizar los derechos de usuarios --los servicios de podología, psicología o ginecología--, mantener a especialistas para pensionistas y enfermos crónicos, y que no haya interrupción de médicos de cabecera ni especialistas", han explicado las agrupaciones.

"[Queremos] mantener el máximo de médicos que podamos --continúa el comunicado--, que se traspasen los expedientes sin esfuerzo por parte de los usuarios y mantener la oficina de atención al usuario un mínimo de un año".

Cobertura menguante

El Pamem es una mutua municipal para funcionarios y exfuncionarios que ha ofrecido servicios sanitarios a los empleados del ayuntamiento desde la creación de su embrión, en 1950.

En los últimos años, el organismo había adelgazado su cobertura al pasar los profesionales al sistema universal y había acumulado una deuda de 22 millones de euros.

El ente, participado por el consistorio y la Generalitat, también tiene una filial que gestiona cuatro ambulatorios en Barcelona.