Menú Buscar
Entrada a las urgencias del Hospital de Palamós, donde falleció una anciana tras esperar siete horas en urgencias / CG

El hospital catalán donde falleció una anciana en urgencias: una historia negra

El área de Palamós y el resto de la Costa Brava presenta algunos de los centros sanitarios más saturados de Cataluña; los sindicatos lo han denunciado en varias ocasiones

04.12.2018 10:47 h.
4 min

Una historia negra en las urgencias de ambulatorios y hospitales. La zona de Cataluña donde falleció una anciana el pasado 15 de noviembre tiene precedentes de polémicas, quejas sindicales y de pacientes por la saturación de las áreas de admisión en los centros sanitarios.

El Hospital de Palamós es uno de los más criticados de esta provincia, junto a otras instituciones asistenciales como el Hospital de Blanes o el propio Josep Trueta, el de referencia en la región. No en vano, los sindicatos denunciaron "sobrecarga" de las urgencias en verano de este año, aunque el Departamento de Salud rechazó la tesis. No obstante, los sanitarios alertaron de que faltaban entre cinco y ocho médicos en los centros de atención primaria (CAP) locales por la presión turística. Cabe recordar que el consorcio que gobierna el centro donde murió la mujer de 84 años, Serveis de Salut Integral del Baix Empordà (SSIBE) gestiona, además del centro hospitalario, los ambulatorios de Palamós, Palafrugell, La Bisbal d'Empordà y Torroella de Montgrí.

Hospital 'negro'

Es precisamente la Costa Brava una de las zonas negras de la sanidad pública catalana. Además de las quejas periódicas de los médicos en verano por las faltas de refuerzos, los galenos protestaron durante la reciente huelga de facultativos en Cataluña por el tapón permanente en, precisamente, Palamós. "No se puede dar a los pacientes la atención que desearíamos. Ello se traduce en listas de espera, retrasos, enfados y mala asistencia", lamentó Antoni Duran, delegado de Metges de Catalunya (MC) en el hospital de esta localidad.

Antes de ello, el personal del Hospital de Palamós tomó medidas más drásticas. Los médicos hicieron huelga en dos jornadas en 2016 para pedir "cambios organizativos" y mejoras laborales.  Un año antes, la plantilla de este mismo consorcio cargó contra el resultado del último concurso de transporte sanitario en Cataluña. Denunciaron en 2015 que la licitación de las ambulancias llevada a cabo por la Generalitat de Cataluña les dejaba con un médico menos.

Muerte de una niña en Blanes

La conflictividad por la escasa calidad asistencial en las urgencias red pública se ha repetido en el otro extremo de la Costa Brava. Trabajadores del Hospital de Blanes han criticado en varias ocasiones la sobrecarga que se produje en sus departamentos de admisión. Ocurrió en primavera del año pasado, y el conflicto se agudizó en abril, cuando se produjo una revuelta de pacientes en este centro sanitario después de horas de espera. 

El caso más grave ocurrió sin embargo en enero de 2017. Una niña de ocho años falleció en las urgencias del Hospital de Blanes mientras esperaba una ambulancia pediátrica. La familia denunció el caso a un juzgado de la localidad. Por su parte, el sector sanitario cargó contra la falta de unidades de cuidado intensivo (UCI) móviles para pacientes infantiles en la zona. Tras la polémica, el Departamento de Salud de la Generalitat de Cataluña anunció que cada provincia dispondía de una ambulancia de este tipo.

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información