Osàcar implica a Trias en el '3%'

La Guardia Civil encontró decenas de proyectos de licitaciones de obras públicas del ayuntamiento en manos de los tesoreros con quien el exalcalde compartía ordenador

Fragmento del sumario del caso 3% junto al exalcalde Trias y al extesorero Osàcar / CG
08.03.2017 00:00 h.
3 min

Sólo en relación con obra dependiente del Ayuntamiento de Barcelona y en fechas circunscritas a los ejercicios 2014 y 2015, el extesorero de CDC Andreu Viloca tenía en su poder más de 54 informes o anuncios sobre licitaciones urbanísticas en la ciudad. ¿A cuento de qué?, se pregunta una y otra vez la Guardia Civil. ¿A cuento de qué el tesorero de un partido poseía, clasificaba y estudiaba las obras y contratos pendientes de adjudicar por una administración pública, casualmente gobernada por su partido?

Barcelona, foco de sospechas

La pieza secreta que investiga el juez Bosch desde el Juzgado de Instrucción número 1 de El Vendrell ha puesto el foco en distintas obras municipales, todas bajo el mandato como alcalde de Xavier Trias. La más importante, la ampliación del túnel bajo la plaza de Les Glòries y también otras obras portuarias.

De hecho, la proximidad del ex alcalde con las finanzas del partido son o han sido especialmente estrechas. Tanto es así que el predecesor de Viloca al frente de las cuentas de CDC, Daniel Osàcar --caído en desgracia por su implicación en los casos 3% y Palau de la Música--, reconoce que que compartía con Trias su ordenador en la sede del partido presidido por Artur Mas, ordenador que fue vaciado por agentes de la Guardia Civil.

Muchas obras por adjudicar

Entre los proyectos a adjudicar que manejaba Viloca destaca el anuncio de licitación del contrato de ejecución de las obras del proyecto urbanización de la estación de Guinardó de la línea 9 del metro de Barcelona.

También se encontraba la licitación municipal de proyecto ejecutivo de rehabilitación de viviendas y elementos comunes interiores del campus Diagonal-Besòs de la UPC. Así como diversos proyectos de obras millonarios, como las de la UPF y las de Consorcio de Enseñanza de Barcelona.

Extrañas donaciones

Las muy estrechas relaciones del grupo municipal de CDC en el Ayuntamiento de Barcelona con las fundaciones vinculadas al partido están en el punto de mira como presuntos canales de financiación ilegal.

Cabe recordar, a título de ejemplo, que Daniel Osàcar suscribió un convenio con la fundación Fòrum Barcelona, en el marco del cual y por trabajos no justificados (al menos a ojos de la Guardia Civil), el grupo municipal convergente inyectó en esta fundación próxima a CDC más de 120.000 euros.

¿Quiere hacer un comentario?