Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Janet Pepper delante de su chalet de El Catllar / GOOGLE STREET VIEW

Okupan un chalet de Tarragona que estaba casi vendido y dan al traste con la operación

Los vecinos, hartos de los allanamientos y de la inseguridad, se organizan para echarlos

2 min

Una mujer de El Catllar (Tarragona) tenía apalabrada la venta de su chalet, pero unos okupas se han adueñado de él y han dado al traste con la operación. Los vecinos, hartos de los allanamientos en la zona y de la inseguridad, se han organizado para echarlos del lugar.

Janet Pepper, de 75 años, hace más de 25 que vive en la urbanización Mas Blanc, en El Catllar. Pero hace unas semanas decidió poner a la venta su casa, que es demasiado grande para sus necesidades actuales, y trasladarse a Altafulla (Tarragona). Es más, ya había firmado el contrato de arras con un comprador, informa el Diari de Tarragona.

Okupas en Sant Esteve

Pepper dejó su casa el 19 de noviembre y, en los días siguientes, el comprador comenzó la mudanza a su nuevo hogar, aún sin entrar a vivir. Preocupado por las okupaciones de la zona, en Navidad se acercó hasta el chalet para comprobar que todo estaba en orden. Pero por Sant Esteve la cosa cambió: una vecina alertó por Whatsapp de que alguien había allanado el domicilio.

De inmediato, Pepper llamó a los alguaciles y denunció la situación en los Mossos d'Esquadra. Debía celebrarse un juicio rápido el pasado 29 de diciembre, pero se aplazó al no haberse podido entregar la notificación a los okupas. El 20 de enero es la nueva fecha y, hasta entonces, ni ella ni el comprador pueden hacer absolutamente nada.

Inseguridad

Este caso ha colmado la paciencia de los vecinos de distintas urbanizaciones de El Catllar, que han marchado hasta el chalet okupado para pesionar a los allanadores y llamar la atención de las Administraciones sobre la inseguridad que sufren.