Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Reservas de sangre en una imagen de archivo / EFE

Cita previa y lavado de manos: la ‘nueva normalidad’ para donar sangre

La campaña 'Este verano multiplícate por 10' busca nuevos donantes durante los meses de julio y agosto

Esther Figueroa
6 min

La donación de sangre incorpora las recomendaciones de seguridad de las autoridades sanitarias para hacer frente a la expansión del coronavirus. Entre ellas, hacerlo con cita previa y tras un buen lavado de manos. Asimismo, y aprovechando el fin de las restricciones de movilidad, el Banco de Sangre y Tejidos (BST) de Barcelona espera captar donantes en julio y agosto con la campaña Este verano multiplícate por 10.

En este contexto, los donantes encuentran ahora nuevas medidas adicionales en los centros de donación (en hospitales, unidades móviles o campañas específicas). Y el BST recuerda que la enfermedad no se transmite por la sangre y, por ello, ni la donación de sangre ni la transfusión suponen un riesgo para el donante ni para el paciente.

Necesaria una reserva previa

Las nuevas medidas de seguridad se aplican en la totalidad de las campañas del Banco de Sangre. El cambio principal es que el donante necesita hacer una reserva anticipada en la página web con el lugar y la franja horaria escogida. Actualmente, cinco personas pueden donar sangre cada media hora. Según el BST, “con esta reserva previa se evitan aglomeraciones o colas de gente para así mantener en todo momento la distancia social establecida”.

Una vez con la cita programada y nada más llegar al punto de donación, los donantes deben lavarse las manos con agua y jabón o con un gel esterilizante. También tienen que llenar un cuestionario con un bolígrafo de un solo uso, aunque este formulario lo pueden cumplimentar en casa para agilizar el proceso. Además, la mascarilla de protección es obligatoria en todo el espacio. También los sanitarios se cambian los guantes entre donación y donación, y utilizan cubrebocas y trajes especiales.

Nueva campaña para el verano

Además, el próximo 15 de julio, el Banco de Sangre pone en marcha la campaña de verano 2020. Bajo el lema Este verano multiplícate por 10 y el hashtag #etsIMPRESCINDIBLE, el BST espera alcanzar las 800 donaciones diarias en toda Cataluña. Esta campaña permitirá que el donante comparta la petición para dar sangre entre amigos, familiares y conocidos por diferentes medios como grupos de WhatsApp o Twitter. Entonces cuando alguien de los contactos reserve hora para dar sangre, el emisor recibirá un mensaje y se irá sumando a su contador que verá desde el móvil.

El Banco de Sangre y Tejidos pretende “buscar la complicidad de la ciudadanía para conseguir nuevos donantes” y apuesta por este tipo de cadena de solidaridad para garantizar que todos los enfermos tendrán la sangre que necesitan para salir adelante sus tratamientos. Según el BST, “durante los meses de verano, julio y agosto, suelen bajar las donaciones con la llegada de las vacaciones”.

La importancia del plasma

No solo la donación de sangre, sino también la donación de plasma es importante e, incluso, más ahora. “Estamos pidiendo a la gente que haya pasado el coronavirus que done sangre para participar en ensayos clínicos”, dicen desde el banco. Las personas que han superado la enfermedad podrían tener un tipo de defensas en el plasma que podrían ser beneficiosas. Actualmente, hay más de 2.000 personas apuntadas en la donación de plasma.

Durante el estado de alarma con una movilidad reducida al mínimo, un total de 56.000 donantes fueron a donar sangre a los hospitales o a las campañas de donación organizadas por toda Cataluña. Desde el BST aseguran que “ha sido una sorpresa muy positiva que tanta gente se moviese para donar sangre durante los últimos meses porque es una actividad imprescindible”. Y añaden: “Hemos sido de los bancos españoles que tenido sangre suficiente durante todo el estado de alarma”.

Campaña exitosa

El 15% de las donaciones de estos tres últimos meses (cerca de 8.000 unidades de sangre) fueron a pacientes que sufrían Covid-19. Durante el pico de la pandemia tanto la donación como la transfusión bajaron un 30% porque las intervenciones quirúrgicas y los tratamientos fueron suspendidos durante el estado de alarma decretado por el gobierno.

Con la vuelta a la normalidad, el Banco de Sangre y Tejidos empieza a aceptar diferentes edificios para llevar a cabo campañas de recogida de sangre. El último en acogerse ha sido el centro de negocios Alta Diagonal con una iniciativa realizada el pasado jueves 2 de julio en la Sala Polivalente. La campaña, que fue un éxito, obtuvo un total de 53 donaciones y 6 nuevos donantes.