Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Nieve en las carreteras este viernes en Madrid / EUROPA PRESS

La nieve paraliza el reparto de comida en Madrid pero no en Barcelona

Glovo, Uber Eats, Deliveroo y Stuart han suspendido las entregas en la capital a causa del temporal

3 min

Glovo, Uber Eats, Deliveroo y Stuart han cerrado sus servicios de entrega de comida a domicilio en Madrid a causa de las condiciones climáticas, según han confirmado las cuatro plataformas de reparto. Los repartidores de Just Eat aún están pendientes de la decisión de la empresa.

En Barcelona, el servicio continúa con normalidad, igual que en el resto de ciudades españolas. Pero en las calles madrileñas, la nieve y las placas de hielo que se han formado han llevado a los trabajadores a alertar a sus compañías de que era “imposible” operar.

Los repartidores, en peligro

Tras las peticiones de los trabajadores y las asociaciones del sector, los servicios han accedido finalmente a suspender los repartos : “Hoy hemos visto que era peligroso salir a repartir”, explica Jordi Mateo, presidente de la Asociación Profesional de Riders Autónomos.

Según Mateo, las ciudades españolas “no están preparadas para la nieve” y, con las calles heladas por la borrasca Filomena, “los vehículos resbalaban”. La asociación pide que el parón se mantenga hasta que el clima mejore, pero espera que mañana los servicios públicos ya hayan despejado la nieve y se pueda circular con seguridad.

El servicio ya está inactivo

Las cuatro plataformas que han desactivado el servicio lo han hecho entre las seis y media y las siete de la tarde. Algunas, como Uber y Deliveroo, lo han hecho de forma gradual: las calles operativas han ido disminuyendo hasta que todo el territorio madrileño ha quedado sin disponibilidad.

Mateo ha celebrado la colaboración de estas plataformas, que ha atribuído a un acuerdo de buenas prácticas firmado en 2020 que recogía contingencias de mal tiempo como la actual: “Han cumplido”, ha dicho.

Cerrado ‘por seguridad’

Al acceder a la aplicación de Glovo, los usuarios madrileños se encuentran ahora el siguiente mensaje: “Lo sentimos mucho. Por seguridad de los repartidores, hemos suspendido temporalmente la operativa en las zonas afectadas. Restableceremos el servicio cuando las condiciones climáticas lo permitan”.

Por su parte, Deliveroo ha enviado un correo electrónico a sus repartidores en la ciudad en el que les anuncia la decisión: “Hemos decidido cerrar el servicio temporalmente hasta que la situación mejore”. La empresa ha añadido que la medida se ha adoptado por “las fuertes nevadas y las bajas temperaturas”, y que la reapertura llegará en cuanto se recupere la seguridad en las calles.