Menú Buscar
Una de las 'narcopeluquerías' de Nou Barris / CG

"Vivo delante de una narcopeluquería"

Dos centros de estética que actuarían de dispensarios de cocaína y marihuana amargan la vida a vecinos y comerciantes de Nou Barris

4 min

"Vivo delante de una narcopeluquería". Esta es la queja de vecinos y comerciantes de una calle de Nou Barris de Barcelona, que denuncian que dos centros de estética de la zona "actúan de dispensarios de cocaína y marihuana". Sus dueños lo niegan, pero el conflicto se ha enquistado y ha enrarecido el barrio.

Desde un negocio situado cerca de la confluencia de las calles Font d'en Canyelles y Casals i Cuberó, la zona cero de la droga en el área de Verdum, Dani, comerciante, lamenta que "no se haya hecho nada" para poner fin a la actividad ilícita de los dos negocios. "El año pasado recogimos 400 firmas y las entregamos al ayuntamiento. Sabemos que pusieron dos sanciones a las peluquerías, pero éstas siguen operando como sala de reuniones y distribución de estupefacientes". 

¿Cómo funcionan?

Según explica Dani y otros comerciantes y vecinos del barrio, la operativa de los negocios es sofisticada. "Ha habido tres redadas policiales en unos dos años. Nunca encontraron nada, porque la droga la tienen en otro lugar. Aquí sólo distribuyen al por menor, apostados en esquinas o aprovechando que la gente va a cortarse el pelo", han indicado.

Vista general de la calle Font d'en Canyelles / CG

Vista general de la calle Font d'en Canyelles / CG

"Otras veces --han continuado-- dejan las bolsitas en la calle: en las tuberías o en las papeleras, para que las vengan a buscar los compradores. Hay que tener en cuenta que están situados a pocos metros de un colegio [el centro de estudios Sant Ferran]. Ello crea inseguridad y degrada el barrio".

Mossos: "Sanciones por no ajustarse a licencia"

Preguntado por el conflicto, un portavoz de los Mossos d'Esquadra ha indicado que "se detectó una situación de inseguridad ciudadana el pasado año y se hicieron una serie de actuaciones contra locales en esta calle". La misma fuente ha agregado que, finalmente, "se sancionó a dos locales por exceder su licencia: sobreaforo y tenencia de bebidas alcohólicas. Uno fue sancionado con una multa, mientras que el otro fue clausurado un mes".

La policía autonómica "no tiene constancia" de tráfico de estupefacientes en los negocios, aunque advierte de que seguirá monitorizando la zona junto a la Guardia Urbana de Barcelona (GUB), cuerpo policial con el que está opera en la Mesa de Coordinación de Policía Administrativa del distrito de Nou Barris.

Dueños: "Hay racismo"

José Manuel es propietario de una de las narcopeluquerías señaladas. En conversación con este medio, asegura que "la policía lo incordia" pese a que él "regenta un negocio legal, se lleva bien con los vecinos y ha revitalizado un barrio que estaba muerto". Admite que en su local "se reúne gente" de vez en cuando, pero rechaza que se haya distribución de droga. "Son amigos que vienen a verme", relata.

peluquerias droga traficante barcelona nou barris narcopeluquerias

Una señora arrastra un carrito de la compra por la calle Font d'en Canyelles, la zona de las 'narcopeluquerías' / CG

Jaqueline es la dueña del centro de estética contiguo. "Se ha hecho una mala interpretación de todo. La gente que regenta estos comercios, estas peluquerías, somos latinos pero nacimos aquí. Como nos juntamos unos cuantos de vez en cuando, ya se dice que se trafica o que hay prostitución. Es mentira. Yo lo atribuyo al racismo y al desconocimiento", remacha.

Destacadas en Vida