Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Miquel Pueyo, alcalde de Lleida, en una imagen de archivo / EP

Multa a un restaurante de Lleida, con el alcalde dentro, por seguir abierto después de las 23 horas

La hora tiene una explicación y es que, según el consistorio, al ser fiesta mayor, todo el "servicio" del local se retrasó

2 min

Sucedió este lunes por la noche, en un restaurante de la zona alta de Lleida. La Guardia Urbana se presentó en el local porque permanecía abierto pasadas las 23.00 horas, pese a que la normativa del Govern marca que esa es, precisamente, su hora de cierre.

La actuación policial habría sido rutinaria y no notoria si no llega a ser por uno de los comensales, y es que en el interior de la fonda se encontraba el alcalde de Lleida, Miquel Pueyo, según detalla la ACN. 

El alcalde, de cena tras las 23 horas

El edil cenaba en compañía de varios integrantes de su equipo de gobierno. Algunos estaban dentro del local y otros en la terraza --para cumplir así con el límite de seis comensales por mesa--. 

Fuentes de la concejalía han argumentado que todo el servicio de cena se retrasó porque, al ser fiesta mayor, había mucha gente y todos los locales de la zona estaban "muy llenos". 

Disculpa de Pueyo

Tras trascender la información, Pueyo ha pedido perdón en un comunicado. "Quiero lamentar la situación creada, pido personalmente disculpas a la ciudadanía por este incumplimiento y quiero reiterar mi compromiso de seguir viviendo de acuerdo con las limitaciones que --a pesar de la expansión de la vacunación-- todavía nos impone a todos la pandemia", ha asegurado.

El consistorio recuerda que Lleida celebraba entre el viernes y el martes la Festa Major, que ha coincidido con la reapertura de bares y restaurantes por las noches y que el edil salió a cenar con la voluntad de apoyar la restauración y la hostelería. "Es un sector que se ha visto muy afectado por las restricciones y queríamos estar en esta reanudación", ha afirmado.