Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Montse Ros (i) y Maribel Ayné (d) durante la presentación del estudio de CCOO sobre trabajo y la crisis del Covid enfocado hacia la mujer / MEET

La mujer lidera los trabajos esenciales en época Covid pero es la más afectada por el paro pandémico

CCOO ha presentado un estudio que recoge la precariedad laboral y el hastío de la mujer durante la crisis del coronavirus

Carlos Manzano
4 min

La crisis económica provocada por las restricciones y el Covid-19 ha afectado a los sectores de forma desigual y, concretamente, ha cargado con más dureza contra la mujer. Así lo ha desvelado un informe presentado este jueves por el sindicato CCOO en el que aseguran que “la pandemia tiene nombre de mujer”. En este aspecto, recuerdan que el trabajo esencial llevado a cabo durante el confinamiento total de marzo de 2020 era fundamentalmente femenino.

El estudio ha sido presentado por Maribel Ayné, secretaria de mujeres y políticas LGTBI, y Montse Ros, portavoz y secretaria de comunicación de CCOO en Cataluña. “El informe recoge el sufrimiento de la mujer durante la pandemia, con datos y evidencias, de cómo han afrontado el desequilibrio laboral ya latente en años anteriores”, ha expuesto Ayné durante su intervención. De hecho, el paro derivado del Covid en la mujer ha aumentado un 4,2%, mientras el masculino lo ha hecho un 2,88%.

Paro pandémico en la mujer

El estudio analiza el periodo comprendido entre el segundo trimestre de 2019 y el de 2020, junto cuando el Gobierno decretó el primer estado de alarma y el confinamiento total de la población. En ese momento se impuso de forma acelerada el teletrabajo, con diferencias significativas según el género, siendo más elevada la tasa de trabajo de la mujer desde el hogar (un 19,7% frente al 15,3% de los hombres), según el informe de CCOO.

El sindicato aporta los datos de la encuesta de población activa de 2020 para enfatizar este cambio en la modalidad de teletrabajo. No obstante, pese a que el total de ocupación destruida en Cataluña durante la pandemia asciende a 137.500 puestos de trabajo, los hombres fueron los que más perdieron su empleo, un 52%, frente al 48% de la mujer. Esto, sin embargo, hay que observarlo en clave de género empleado, en ese caso, al haber un desequilibrio de más trabajo masculino que femenino total, la tasa de paro sería mayor en las mujeres (1,4 puntos más).

El Covid-19 como accidente de trabajo

Ros ha definido la situación de la mujer durante la primera ola del coronavirus como “un escándalo”. Esto, lo ha referido al hecho de que el Govern decidió que el personal sanitario que sufriese el virus fuera considerado como un accidente laboral o de trabajo. No obstante, recuerda que solo se han comunicado 1.530 accidentes (un 10% del total estimado) y que, siendo las mujeres el 80% de las empleadas en estos puestos de salud, ellas han sido las que más han sufrido estos accidentes no comunicados.

Las empresas sanitarias privadas no han comunicado el total de accidentes por Covid-19. Pero la secretaria de comunicación de CCOO en Cataluña recuerda que el 80% de este personal es público, es decir, depende directamente del Govern. “De la misma manera que la administración pública no declara estos accidentes laborales, no se han declarado estas enfermedades --por coronavirus-- que han afectado fundamentalmente a mujeres”, ha remarcado Ros durante su intervención este jueves. En este sentido, desde el sindicato refuerzan la idea que este 8-M debe servir todavía más para reivindicar el papel de la mujer en el mercado laboral y como pilar fundamental de los servicios esenciales durante la pandemia.