Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Terrazas de bares y restaurantes del Port Vell de Barcelona / MA

Más de la mitad de las terrazas de Barcelona permanecerán cerradas durante la fase 1

El Gremio de Restauradores de la ciudad asegura que las restricciones obligan a los locales a esperar al paso de la fase 2

2 min

El Gremio de Restauradores de Barcelona alerta de que "dos de cada tres locales con terrazas no reabrirán durante la fase 1 del plan de desescalada". Aseguran que "con aforos tan limitados, no sale a cuenta reabrir".

El director de la entidad, Roger Pallarols, reclama que se cree una fase 1,5, igual que se hizo con la fase 0, para permitir el acceso de los clientes al interior de los locales. Asevera que, cerca de 3.300 bares y restaurantes, de los en 8.887 que hay en la ciudad, no tienen terraza y también permanecerán cerrados. “Esperarán al paso a la fase 2”, cuando también se permitirá el consumo en el interior de los establecimientos.

 

 

El 53% de los españoles disfrutará de mayor libertad en la fase 1 / EP

Inviabilidad

La cifra de negocios que han reabierto este lunes apenas supera el 20%. Los restaurados critican que la restricción del aforo de las terrazas al 50% hace que sea inviable económicamente poder abrir. Señalan que dicha limitación supone que siete de cada diez terrazas de Barcelona solo puedan poner dos mesas y ochos sillas, únicamente.

Pallarols reprocha al Ayuntamiento de Barcelona que el plazo para otorgar o denegar las ampliaciones de las terrazas es de 15 días, por lo que las autorizaciones requeridas por muchos locales no llegarán a tiempo para la fase 1.

Fase 2

El director del Gremio defiende que “es positivo” avanzar hacia la normalidad y que la fase 1 servirá para "calentar motores" en el sector, mientras esperan que en la fase 2 se produzca una reapertura masiva.

Los restauradores también han solicitado al Govern que amplíe el aforo disponible en el interior de bares y restaurantes en la fase 2 hasta el 50%, como se ha hecho en otras comunidades autónomas. En un primer momento, el Gobierno fijó la restricción en un 30% que se ha ampliado hasta el 40% en las zonas que han pasado a la fase 2.