Menú Buscar
Ficha de la Fundación San Telmo de Sevilla, investigada por el juez del caso de los ERE, donde aparece Verónica Pérez / CG

La mano derecha de Susana Díaz también asistió a cursos subvencionados con dinero de los ERE

Verónica Pérez participó en los cursos de alta dirección empresarial impartidos por el instituto San Telmo que la Junta subvencionó a cargo de los presupuestos para el desempleo

4 min

Verónica Pérez, considerada una de las mujeres de confianza absoluta de la presidenta de Andalucía, Susana Díaz, asistió a cursos sobre “alta dirección empresarial” organizados por la fundación San Telmo de Sevilla, una entidad que está siendo investigada por el juez del caso de los ERE como receptora de sospechosas subvenciones procedentes de las partidas destinadas a paliar el desempleo en la comunidad autónoma del sur peninsular.

Susana Díaz junto a Verónica Pérez / CG

Verónica Pérez tuvo un protagonismo especial hace tres meses, cuando se produjo el plante de 17 miembros del comité federal del PSOE contra la dirección del partido, un cisma político que condujo al primer secretario, Pedro Sánchez, a la dimisión. Pérez, secretaria general del PSA-PSOE, ocupó interinamente el cargo de presidenta del comité federal hasta que se constituyó la gestora. La mano derecha de Susana Díaz, en aquellos días convulsos, pronunció, frente a la sede de Ferraz y ante una nube de periodistas, la comentada frase: “La única autoridad del PSOE soy yo”. Algunos analistas políticos lo consideraron como la verbalización del golpe de Estado de Díaz a Sánchez.

Díaz, el rey y Zoido

Entre el 2004 y el 2010, Verónica Pérez asistió a los cursos que organizó el instituto San Telmo (dependiente de la fundación con el mismo nombre), que había recibido, en el mismo periodo, más de un millón de euros en, al menos, cinco subvenciones concedidas por la Consejería de Empleo del Gobierno andaluz. Un informe de la Intervención General de la Administración del Estado (IGAE) constató hasta una decena de irregularidades en la concesión y tramitación de las ayudas para becar a 240 alumnos. Los inspectores del IGAE concluyeron en un informe solicitado a instancias del propio juzgado que “en la concesión se prescindió total y absolutamente del procedimiento establecido” y añadieron que el pago para que se impartieran cursos de alta dirección no tiene carácter de subvencionar, sino contractual de prestación de servicios.

La presidenta de Andalucía, conocedora de la implicación de esta organización (que agrupa diversos foros de estudios y opinión del empresariado) en la trama de los ERE asistió, acompañando al rey Felipe VI, a la VI asamblea de la Agrupación de Miembros del Instituto San Telmo que se celebró en Sevilla el pasado día 11 de noviembre. A ese acto asistió también el ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido. 

Como se recordará, Zoido, exalcalde de Sevilla e íntimo amigo de la juez Alaya, fue quien, junto al actual delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz, firmó la querella que dio lugar al caso de los ERE. Tal y como ha adelantado Crónica Global, dos hombres de confianza de Zoido, su jefe de gabinete, Francisco Pérez, y el actual director General de Tráfico, Gregorio Serrano, asistieron, también, a estos cursos de alta dirección empresarial sufragados con el dinero de los desempleados andaluces.