Menú Buscar
Los Mossos insisten en el asesinato de un narco por colaborar en el 'caso Macedonia'

Los Mossos insisten en el asesinato de un narco por colaborar en el 'caso Macedonia'

La fiscalía no comparte el criterio policial del desaparecido a pesar de la amplia investigación desarrollada durante dos años

3 min

La fiscalía alberga dudas sobre el pormenorizado elenco de pruebas aportado por el grupo de desaparecidos de los Mossos d’Esquadra para justificar que el presunto narcotraficante Tarek Dominguez, imputado en el llamado caso Macedonia que dirige el juez Joaquín Aguirre, fue asesinado en el marco de un ajuste de cuentas probablemente relacionado con su comparecencia ante el juzgado de instrucción número 1 de Barcelona.

La Fiscalía tiene dudas. Reconoce que la hipótesis de los Mossos es más que verosímil, pero añade que las pruebas no son suficientes a pesar de que la policía detalla nombres, fechas y otros datos inequívocos de los presuntos autores e inductores del supuesto asesinato.

Orden internacional

El juez parece dar por bueno el criterio del fiscal y ya no considera víctima a Domínguez, sino prófugo y por ello ha dictado orden internacional de detención contra él mientras remite la causa al juez que instruye el llamado caso Macedonia, una embarullada trama de narcotráfico que se investiga desde hace siete años.

Sin embargo, los Mossos han cimentado ampliamente una teoría que apunta a que Tarek  fue asesinado en un ajuste de cuentas que bien podría tener mucho que ver con su comparecencia en el juzgado que dirige Aguirre.

Amenazas

“Posible represalia como consecuencia de las manifestaciones en sede judicial del mismo desaparecido en contra de los intereses de terceras personas con las que ha mantenido y compartido en el tiempo presuntas relaciones de carácter delictivo. En este sentido el desaparecido ya manifestó en sede judicial con fecha 22 del 10 del 2013 en presencia del magistrado de instrucción numero 1 de Barcelona según diligencias previas 2123/2019 (sección 3, caso Macedonia), haber recibido amenazas por parte de un tal Donoso el cual acusaba a Tarek Domínguez de haber sido la persona que ha declarado en contra suya y por ese motivo ingresó en prisión”.

Así se expresa el responsable del grupo de desaparecidos de los Mossos d’Esquadra en diversos informes que durante estos meses en que la causa ha estado secreta, remitió al juez de instrucción número 17. Este magistrado ha remitido la causa al juez Aguirre quien ha abierto una pieza separada al respecto.