Menú Buscar
Estación de Ferrocarrils de la Generalitat de Catalunya (FGC) / EP

Las lluvias provocan afectaciones en carreteras y transporte público

Inundaciones y desprendimientos afectan varias líneas de trenes y generan problemas de tráfico en distintos puntos de Cataluña

3 min

Las lluvias están provocando afectaciones tanto en carreteras como en el transporte. Las precipitaciones constantes ya han provocado que en algunas ciudades como Barcelona, haya registrado datos históricos en un mes de abril desde que se tienen datos.

Por lo que se refiere al sistema ferroviario, varias líneas de los Ferrocarrils de la Generalitat de Catalunya (FGC) presentan incidencias. En la línea Barcelona-Anoia hay problemas en la R5 y la R6. En la primera los trenes no circulan entre Olesa de Montserrat y Manresa, y en la segunda sucede lo mismo entre Igualada y Martorell Enllaç. En ambos casos, se ha establecido un servicio alternativo con un bus lanzadera.

FGC y metro

Dos líneas más, pero del servicio Barcelona-Vallès, las S1 y S2 presentan retrasos de hasta 20 minutos debido a un desprendimiento que ha afectado a las vías en la zona de La Floresta (Barcelona).

En cuanto a Transports Metropolitans de Barcelona (TMB), las líneas circulan con normalidad pero se ha cerrado el pasillo de conexión entre las L4 y L2 en paseo de Gracia. La cantidad de lluvia caída ha provocado que se acumulen grandes cantidades de agua en el interior de este enlace y se debe hacer el trasbordo por la calle.

Carreteras

En las carreteras catalanas, hay más de 20 puntos que a primera hora de la mañana de este miércoles presentaban complicaciones por las lluvias. Entre ellas destaca el corte de la C-35 a la altura de Fogars de la Selva (Barcelona), en ambos sentidos de la marcha, por inundaciones, en la misma altura está cortada la AP-2, y la GIV-6226 en Garrigàs también en ambos sentidos y durante 8 kilómetros por el agua acumulada en la carretera.

Los cortes y desprendimientos en la carretera están cerrando otras carreteras y provocando retenciones, especialmente en la zona de Girona y en el interior de la provincia de Barcelona. Asimismo, el Servei Català de Trànsit alerta de un accidente en la AP-7 a la altura de El Perelló (Barcelona) en dirección norte que también provoca retenciones.

Más de 1.000 llamadas

Protección Civil de la Generalitat ha recibido 1.330 llamadas en el teléfono 112 por el episodio de lluvias y alerta de que hay caudales de ríos muy elevados, sobre todo en el Bajo Ter.

El servicio de emergencias catalán mantiene las alertas de los planes Inuncat y Ventcat por el mal tiempo después de activarlas el lunes, y pide "extremar las precauciones" alrededor de ríos y rieras por riesgo de inundaciones.