Menú Buscar
La Policía Local de Salt, donde la trabajadora social fue agredida / EUROPAPRESS

En libertad tras apuñalar a una trabajadora social pese a su "peligrosidad"

La Audiencia de Girona alertó de que el agresor tenía que ser internado en un psiquiátrico aunque lo absolvió por el intento asesinato del que estaba acusado

4 min

 El hombre que el 23 de noviembre de 2018 apuñaló a una trabajadora social de Salt, Girona, está en libertad a pesar de que la sentencia de la Audiencia Provincial de Girona, que advertía de su "peligrosidad" en caso de no seguir tratamiento, acordó como medida de seguridad su internamiento psiquiátrico durante un máximo de 7 años y medio.

La audiencia absolvió la semana pasada a Abdeslam El B. del delito de intento de asesinato del que estaba acusado, por concurrir la eximente completa de alteración psíquica, ya que considera que tenía "sus capacidades afectivas y volitivas totalmente afectadas".

Privar de libertad a un acusado absuelto

No obstante, acordó su ingreso en un centro psiquiátrico penitenciario para el tratamiento y control del trastorno psicótico diagnosticado por un período máximo de 7 años y medio. Pero, como según la sentencia del Tribunal Constitucional que recogía la resolución, "no se puede privar de libertad a un acusado absuelto en sentencia por aplicación de una eximente por trastorno mental mientras se resuelven los recursos", instaba a la fiscalía a tramitar el procedimiento para su ingreso involuntario en centro psiquiátrico no penitenciario.

El mismo jueves, la fiscalía instó, por la vía civil, a su ingreso involuntario en un centro de salud mental y, una vez notificada la sentencia, debía ingresar ese mismo día en este centro de salud mental y permanecer en él hasta que se dictara la firmeza de la sentencia.

"Peligrosidad" del procesado

A pesar de que Abdeslam El B. fue trasladado desde el centro penitenciario del Puig de les Basses --donde permanecía desde su detención-- hasta el parque hospitalario Martí i Julià, para ingresar en la red de salud mental, fuentes hospitalarias han confirmado que ni ingresó el jueves en el centro ni en estos momentos está ingresado.

Según fuentes cercanas al caso, los Mossos d'Esquadra comunicaron el viernes a la víctima que el procesado está en libertad. La sentencia de la sección tercera, de la que fue ponente el magistrado Manuel Marcello, recogía que los médicos fueron "tajantes" en cuanto a la "peligrosidad" del procesado en caso de no tratarse su dolencia. Así, recoge que "existe riesgo de violencia debido a la severidad y cronicidad de su trastorno, la persistencia de la ideación delirante invariable e irreductible al razonamiento, con fuerte repercusión emocional, la mala conciencia de trastorno y la necesidad de tratamiento, así como la pobre red de contención social que tiene".

Dos cuchilladas

Los hechos sucedieron sobre las 13.30 horas del 23 de noviembre de 2018, cuando el procesado se dirigió a la víctima, una psicóloga de 28 años del servicio de atención a familias, y "acercándose por la espalda para que no pudiera defenderse, la acogió por la cabeza y el cuello y le clavó en el pecho dos veces un cuchillo de 30 cm de hoja".

Según la sentencia, sufre "un trastorno por ideas delirantes de tipo erotomaníaco y persecutorio, de naturaleza persistente y grave" que hizo que se le representara la víctima como una exnovia de Marruecos que él sentía que le acosaba, perseguía, amenazaba y hacía brujería.

Destacadas en Vida