Menú Buscar
La infanta Cristina, durante una comparecencia del juicio por el 'caso Nóos'.

La Fiscalía presenta un nuevo informe de Hacienda para exculpar a la Infanta

La primera jornada del juicio por el 'Caso Nóos' se centra en el papel de la hermana del Rey

Redacción
3 min

El macrojuicio por el caso Nóos, que ha empezado este lunes en Palma de Mallorca, ha tenido un indiscutible protagonista. Y no ha sido ninguno de los dos principales imputados, Iñaki Urdangarín y su socio Diego Torres, sino la esposa del primero, la Infanta Cristina. A favor de la cual ha vuelto a intervenir la Fiscalía.

Durante la fase de cuestiones previas del juicio, el fiscal anticorrupción Pedro Horrach ha presentado un nuevo informe de Hacienda que, según ha argumentado, refuerza su tesis de que debe exculparse a la Infanta, en la línea de lo que el propio Horrach ya expuso el año pasado, cuando solicitó la que se archivara la imputación de la hermana del Rey.

Ni siquiera falta administrativa

El informe, fechado el pasado 26 de diciembre y elaborado por la jefa de la Unidad Central de Coordinación en materia de Delitos contra Hacienda, Caridad Gómez, sostiene que la Infanta no habría cometido ni siquiera una falta administrativa como socia de la mercantil Aizoon, a través de la cual, presuntamente, Urdangarín habría cometido diversos delitos fiscales, de los que la Infanta Cristina está acusada como "cooperadora necesaria".

Según ha expuesto Horrach, si Hacienda no abrió en su momento expediente sancionador contra la Infanta, mucho menos puede considerarse que existe un posible delito penal. "No se puede trasladar al ámbito penal lo que no supone una infracción administrativa", ha señalado. El fiscal ya argumentó, cuando solicitó el archivo de la imputación, que, en esta causa, la "conducta inocua en el ámbito administrativo" de la Infanta ha pasado a considerarse como "conducta delictiva en el ámbito penal".

Las sanciones, sólo para el "cónyuge generador de ingresos"

El informe de Hacienda considera que no puede considerarse a la Infanta como cooperadora o partícipe de un delito contra Hacienda "por el sólo hecho" de ser socia no administradora de Aizoon. El fiscal ya argumento en su momento que, en inspecciones análogas de Hacienda a sociedades "coparticipadas por cónyuges en las que los ingresos proceden de la actividad profesional de uno de ellos", como sería este caso, sólo se sanciona al "cónyuge generador de los ingresos". Que sería, en este caso, Urdangarín.

El informe, no obstante, podría ser irrelevante si el Tribunal decide aplicar al caso la denominada 'doctrina Botín', según la cual no debe juzgarse a alguien acusado sólo por la acusación popular, si fiscalía y acusación particular no ven delito alguno. Como sucede con la Infanta, acusada sólo por la acusación popular, que ejerce Manos Limpias, y exculpada tanto por el ministerio público como por la Abogacía del Estado, que representa a Hacienda como acusación particular.

Una vez resueltas las cuestiones previas, el juicio se reanudará el 9 de febrero, con las declaraciones de los acusados. Entre los cuales podría ya no estar la Infanta, si el tribunal toma en consideración las peticiones de Fiscalía y acusación particular.