Menú Buscar
Una mujer examina una de las piezas de arte del monasterio de Sijena en el Museo Diocesano de Lleida / EFE

El juez ordena entrar en el museo de Lleida para sacar las obras de Sijena el 11 de diciembre

Cualquier acto que se interponga en la entrega de las 44 piezas de arte sacro podría ser constitutivo de delitos de desobediencia y contra la administración de justicia

3 min

El juez ha ordenado este lunes entrar en el Museo Diocesano de Lleida para sacar las 44 piezas de arte sacro del monasterio de Sijena. La fecha límite que impone el magistrado es el 11 de diciembre, que será cuando los técnicos del Gobierno aragonés, del personal contratado y de la Policía Judicial de la Guardia Civil podrán acceder al recinto para hacer efectiva la entrega, si ésta no se ha producido antes.

Cualquier acto contrario a la devolución de las obras podría ser constitutiva de los delitos de desobediencia y contra la administración de justicia, según el magistrado sustituto del Juzgado de Instrucción número 1 de Huesca (Aragón). Éste ha acordado mantener secreto el plan de entrada, extracción y traslado de las piezas.

La Guardia Civil, que velará para garantizar el proceso, puede requerir la colaboración de otras fuerzas de seguridad, como la Policía Nacional, los Mossos d’Esquadra y la Guàrdia Urbana de Lleida. La fecha es la que solicitó el Gobierno de Aragón para cumplir la orden de ejecución de la sentencia de 2015 que obligaba a la Generalitat y al MNAC a devolver los bienes. 

Lleida recurrirá la entrega 

El alcalde de Lleida, Àngel Ros, ha afirmado que preparan desde el Consorcio del Museo de Lleida un recurso contra la orden de entrega de los 44 bienes, porque considera que afectaría a la "integridad" de los mismos y no se trata de una sentencia firme.

En declaraciones a los medios este lunes, ha respondido así a la providencia del juez Antonio Martín: "Entendemos que afectaría directamente a la integridad de la colección" y que la obras fueron adquiridas de acuerdo con la legalidad por parte de la Generalitat de Catalunya, y entregadas en depósito al Museo de Lleida también con un procedimiento absolutamente legal, ha defendido.

Ros ha observado que se trata de una resolución no firme, porque el auto de la Audiencia Provincial de Huesca reconoce el derecho a recurrir con casación tanto el tribunal de Huesca como el Tribunal Supremo, por lo que ha dicho que entiende que "no procede esta ejecución de la sentencia". "Estamos preparando el recurso para antes del 11", así como el recurso de casación ante la Audiencia Provincial y, posteriormente, ante el Supremo.