Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Furgones de los Mossos durante los disturbios del 1-O / EP

Un juez ve "indicios de desobediencia grave" en siete mossos el 1-O

El magistrado señala que los agentes se habrían limitado a levantar actas en los centros de votación, pero sin tratar de impedir el referéndum

3 min

El titular del Juzgado de Instrucción 2 de Sabadell ve "indicios de desobediencia grave" en cinco mandos y dos agentes de Mossos d'Esquadra durante el referéndum del 1-O.

Según el magistrado Marcos Melendi López, los policías se habrían limitado a levantar actas en centros del municipio, sin tratar de impedir la votación. Así consta en un auto de este jueves, que indica que antes de las seis de la mañana de la citada fecha, los investigados solo señalaron si los colegios "estaban abiertos o cerrados, con o sin personas en su interior", pero "sin tomar medidas efectiva para impedir su utilización".

Dispositivo del 1-O

Apunta así el juez que esa actitud podría ser constitutiva de un delito de desobediencia grave a la autoridad judicial, tal y como recoge el Código Penal. Además, señala que "indiciariamente", las pautas que el cuerpo de Mossos d’Esquadra habría diseñado para esa fecha "no habrían cumplido su cometido" y que "las instrucciones judiciales" para impedir la votación "no se habrían llevado a cabo ni el 1 de octubre [de 2017] ni los días previos".

Agentes de la Policía Nacional durante su actuación en el 1-O en Barcelona / EFE
Agentes de la Policía Nacional durante su actuación en el 1-O en Barcelona / EFE

Melendi considera que “existen indicios de que tal fracaso habría sido consecuencia del propio diseño y cumplimiento del plan y la actitud omisiva de los diferentes miembros del cuerpo de Mossos”. Además, señala que esa actitud podría indicar que “las pautas se diseñaron como una simple fachada" ante "las instrucciones del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña", de lo que "serían conscientes tanto quienes las habrían diseñado como los mandos a los que les fueron transmitidas, todos ellos policías con varios años de experiencia”.

Impedir la votación

En su auto, el juez también señala que "no se explica por qué los agentes, los días previos, presuntamente, no precintaron ni clausuraron los centros de votación, ni recibieron órdenes en este sentido". Ni tampoco por qué "las pautas de actuación" comenzaron a las seis de la mañana del 1-O, sabiendo "que los centros de votación estarían ocupados por personas mucho antes". Por todo ello, ha decidido continuar la investigación que inició el Juzgado de Instrucción 3 de Cornellà contra los siete policías.