Menú Buscar
Imagen de Blanca Morell / BEGOÑA MORELL Joven que lucha contra el cáncer a través de crowdfunding

La joven de 22 años que lucha contra el cáncer a través de crowdfunding

Blanca Morell padece astrocitoma anaplásico difuso, un cáncer muy poco común que afecta a la médula espinal

10.05.2018 19:23 h.
3 min

Son muchas las asociaciones que recaudan cada año millones de euros para la lucha contra el cáncer. La investigación suele ser la principal destinataria de esos fondos, aunque también se llevan a cabo diversas campañas cuyo propósito es dar visibilidad a la enfermedad, apoyar a los pacientes, mejorar el equipamiento existente o facilitar el tratamiento a aquellos que no pueden costear dicho trámite. Este es el caso de la protagonista de la siguiente historia, una joven de 22 años que padece un tipo de cáncer muy poco común.

El crowdfunding como única salida

Blanca Morell es una madrileña de 22 años con astrocitoma anaplásico difuso, un tipo de glioma raro que se forma en el cerebro o en la médula espinal. Sus síntomas dependen del sistema nervioso central del paciente, aunque normalmente deriva en dolores de cabeza, vómitos, convulsiones o el entumecimiento de las extremidades. Una enfermedad cuyo pronóstico es, por lo general, grave, y los tratamiento escasos y muy caros. De hecho, se trata de un tipo de cáncer que no puede ser atendido por radioterapia o quimioterapia, ante el riesgo de desarrollar una tetraplejia.

Una situación a la que Morell ha hecho frente a través de una recaudación de fondos pública. Para ello, ha recurrido a la plataforma de crowdfunding GoFundMe, la más importante del mundo en recolección de donativos. ¿El objetivo? Financiar su tratamiento al otro lado del charco. "Es un tratamiento complejo y costoso que no se practica en España", ha explicado Blanca a la agencia de noticias Europa Press.

Una gran acogida

Afortunadamente, la solidaridad de los internautas ha quedado patente desde el comienzo de la campaña. En tan solo una semana, la joven madrileña ha recaudado más de 35.000 dólares, destinados a la terapia por protones que recibirá en el Massachusetts General Hospital de Boston.

En total, Blanca necesita 300.000 dólares. Una suma que no solo cubrirá los gastos del tratamiento, cuya duración supera los dos meses, sino también su estancia y la de su familia en la ciudad estadounidense. Actualmente, Morell ha perdido la sensibilidad de las dos piernas, viéndose obligada a desplazarse en una silla de ruedas. Una realidad que muy pronto podría mejorar gracias a este tipo de iniciativas.

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información