Menú Buscar

Huelga total en los ambulatorios catalanes

Rebelión Primaria registra la protesta de médicos y la extiende a todos los trabajadores de los centros sanitarios y a los empleados de las clínicas concertadas

Dos pacientes esperando su turno en un centro de atención primaria (CAP) catalán / ICS
15.11.2018 15:23 h.
5 min

Huelga total en los ambulatorios catalanes. Rebelión Primaria ha registrado y ha extendido la protesta de médicos del 26 al 30 de noviembre a todo el personal de los centros de atención primaria (CAP) y ofrecerá participar en la movilización a los trabajadores de las clínicas concertadas, las agrupadas en la red Siscat.

Según ha podido saber este medio, el colectivo de facultativos, enfermeros y personal de este nivel asistencial ha entrado un triple registro hoy jueves en las sedes del Instituto Catalán de Sanidad (ICS), el Servicio Catalán de Sanidad (CatSalut) y la Consejería catalana de Trabajo, Asuntos Sociales y Familias. Los escritos consignan los paros totales en los ambulatorios de la región los días 26, 27, 28, 29 y 30 de noviembre. Al haber preavisado al CatSalut, Rebelión Primaria no solo interpela a los 30.000 trabajadores del ICS --la red 100% pública--, sino también a los miles de empleados de los dispensarios privados a los que concierta servicios el CatSalut.

"No hay marcha atrás"

Fuentes cercanas al colectivo de profesionales, que ha decidido convocar sus propios paros al margen de los ya anunciados por el sindicato Metges de Catalunya (MC), se configuraron estos últimos días en asambleas de trabajadores. "El preaviso abarca a todas las plantillas. Hablamos de médicos, pediatras, enfermeros, técnicos de enfermería, oftalmólogos, trabajadores sociales, celadores y demás", han indicado las fuentes consultadas. Con ello, se amplía el perímetro de la huelga convocada inicialmente por la agrupación sindical mayoritaria entre los galenos.

Josep Maria Argimon, gerente del ICS (c), trata de evitar la huelga de médicos / CG

Josep Maria Argimon, gerente del ICS (c), trata de evitar la huelga de médicos / CG

Hay más. La nueva huelga de ambulatorios, que ahora es doble, la convoca Rebelión Primaria con el paraguas de CGT. Ello significa que se agrega presión para impedir que Metges de Catalunya alcance un acuerdo in extremis con el ICS que evite su protesta en plena epidemia de gripe, que es lo que apuntan diversas fuentes. "El martes hubo reunión en la sede del Instituto Catalán de Sanidad en la calle Balmes, a la que asistió el gerente, el doctor Josep Maria Argimon. El directivo dio a entender por su tono que daba por encauzada la protesta de MC", han alertado las mismas voces.

Aumento presupuestario, personal y recursos

Ahora, un frenazo de última hora, como el que se dio en las últimas protestas de médicos hace una década atrás en la última protesta, está descartado. A la espera de conocer el músculo que movilizan Rebelión Primaria, CGT y las áreas básicas de salud (ABS) que se suman a la protesta, que se espera especialmente intensa en zonas de Barcelona como Sants o el CAP Maragall, los sanitarios redoblan la presión sobre el ICS. Con la consejera de Salud, Alba Vergés, de baja maternal, el gran proveedor público de recursos sanitarios debe lidiar con peticiones como aumentar el presupuesto para atención primaria al 19% del 16,5% actual, recuperar los cerca de mil médicos perdidos durante los recortes acometidos por CiU --ahora PDeCAT-- o el poder adquisitivo de los facultativos.

Las mismas demandas las plantearon los sindicatos Metges de Catalunya, Satse, CCOO y UGT el pasado 7 de noviembre en una rueda de prensa pública. No obstante, desde la convocatoria de paros de los médicos --que suelen ser bastante refractarios a abandonar sus puestos de trabajo-- la corriente de descontento se ha agigantado. Agrupaciones como Rebelión Primaria, la agrupación no nacionalista SIMECAT o CGT se han sumado a la movilización y le han dado más entidad.

Mientras, entre bambalinas, Argimon trata de desactivar una protesta que coincidirá con el arranque de la epidemia de gripe en Cataluña, que suele aumentar la presión asistencial sobre los ambulatorios y, por ende, sobre los hospitales. El experimentado profesional lidia con un problema que ha desbordado a Laura Pelay, secretaria de Salud y consejera catalana de Salud en funciones mientras Vergés disfruta de su baja maternal.

¿Quiere hacer un comentario?