Menú Buscar
Vista del hotel abandonado Panorama Park de Sant Feliu de Guíxols, que se ha vendido esta semana / CG

El Govern vende el 'tesoro encantado' de los Anlló

Patrimonio coloca el hotel Panorama Park de Sant Feliu de Guíxols, que dejaron sin legar los acaudalados hermanos, por 1,8 millones de euros

31.12.2017 00:00 h.
6 min

La Generalitat de Cataluña ha vendido el tesoro encantado de los hermanos Anlló. La Dirección General de Patrimonio ha colocado por 1,86 millones de euros el hotel Panorama Park de Sant Feliu de Guíxols (Girona), que dejaron sin legar los acaudalados hermanos, a una notaría gerundense.

La operación, anunciada el viernes, significa tres cosas. Una, que Gestim Serveis Financers SL, una misteriosa gestoría con sede en Girona dirigida por Patricio Sánchez y el abogado Fernando Villaroya Artigas, se queda con uno de los activos con más posibilidades de desarrollo en la Costa Brava.

Fuentes del sector han subrayado que el despacho estaría actuando en nombre de un inversor, probablemente internacional.

Los hechos probados son los siguientes: una cadena con diversos hoteles de cinco estrellas en la zona trató de entrar en la adjudicación directa hace unas semanas. Recibió un no de Patrimonio, que ya había asignado el activo a Gestim.

Fin de un culebrón

El segundo punto es que el acuerdo encauza un largo culebrón de 15 años. Los hoteleros Francisco y Joan Anlló fallecieron en 2002 sin haber redactado testamento.

Dejaron un patrimonio de nueve hoteles (Panorama, los dos Rex, Les Noies, Mediterráneo, Montserrat, Regente, Regina y Avenida) y una decena de propiedades en Sant Feliu y Barcelona, valoradas en 12 millones, sin heredero legal.

El fallecimiento de los laboriosos empresarios, que no tenían parientes directos conocidos, abrió una larga batalla legal para hacerse con los activos. Cazatestamentos y familiares lejanos intentaron entrar en la pugna.

panorama park vendido sant feliu guixols

Aspecto del chalé abandonado que dio lugar a la construcción del hotel Panorama Park en Sant Feliu de Guíxols / CG

En paralelo, el Ayuntamiento de Sant Feliu titubeó y no buscó nuevo gestor para los nueve alojamientos, que estaban en la cartera de Hoteles Guixolenses SL. Cerraron en 2003. El patinazo municipal provocó que el dosier de los Anlló acabara un año después en la Dirección General de Patrimonio, que armó una subasta abierta con arreglo a la ley.

La primera remesa de activos se colocó en abril de 2009 por 800.000 euros. Después, Patrimonio encontró comprador para los hoteles Rex y Les Noies. Quedó pendiente el resto del paquete, cuyo activo con la mayor tasación, el Panorama Park (1,8 millones) era objeto de deseo de diversos inversores.

Subasta desierta

El interés del mercado, no obstante, no se tradujo en una operación inmediata. La Generalitat tuvo que acudir a los tribunales para lidiar con una doble escrituración del Panorama Park, ya que otra sociedad se reivindicaba como titular de parte del antiguo complejo hotelero.

Cuando pudo desbrozar la senda legal, el Govern lanzó una subasta en julio de este año a la que no se presentó ninguna oferta. Ello abrió el camino a la adjudicación directa.

hotel panorama park sant feliu guixols vendido venta

Entrada al hotel abandonado Panorama Park de Sant Feliu de Guíxols, que dejaron sin legar los hermanos Anlló / ACN

Colocado el activo a Gestim, Patrimoni ha explicado lo que ocurrirá ahora. "Siguiendo la Ley de Patrimonio, se abrirá una convocatoria de proyectos sociales en los que se inyectará el dinero procedente de la venta", han explicado fuentes de la vicepresidencia de Economía.

Ello no será óbice para que el Ejecutivo autonómico tenga que dar salida la resto de activos que los Anlló dejaron en herencia intestada, esto es, sin vountad escrita.

"Son los antiguos hoteles Regente, el Rex II y una finca que permanece okupada. Mientras la Generalitat busca un comprador, el municipio presentará dos proyectos para ganar la subvención del Panorama: uno, el patronato del Museo Thyssen. Y dos, la fundación del Asilo Surís", ha indicado Josep Saballs, concejal de Urbanismo.

Gana el turismo, pierden los 'cazafantasmas'

El tercer elemento de la venta del 'tesoro encantado' de los Anlló es más inquietante. La venta del Panorama Park a un inversor para quien Gestim actúa de testaferro abre la posibilidad de construir un lujoso resort con vistas a la bahía del coqueto destino de playa.

"Es una magnífica noticia para el municipio. Sant Feliu necesita que reabra el hotel con una configuración más trabajada y así agregar valor al turismo local", defendió ayer Dolors Ligero (PDeCAT), exconcejal de Urbanismo.

panorama park sant feliu guixols

Imagen del hotel Panorama Park de Sant Feliu de Guíxols con la supuesta sombra en el tejado / EPA

Con todo, la posible inversión en el Panorama frustrará a un pequeño colectivo que ya había puesto en valor el antiguo establecimiento: los cazafantasmas. Los amantes de lo paranormal irrumpieron en el Panorama después de que la Generalitat ordenara su cierre y los chatarreros se llevaran todo el material con valor en el mercado.

Anunciaron en internet que en el complejo se oían psicofonías de niños, las grabaron e incluso señalaron a una foto realizada por un periódico local (imagen superior) en la que se apreciaba una sombra en el tejado del alojamiento abandonado, cerrado en 2003.

Lo probado es que el alojamiento ha salido finalmente del limbo legal en el que se encontraba. Su nuevo dueño deberá insuflarle vida de nuevo, bajo la atenta mirada de personas y directivos de varios sectores.

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información