Menú Buscar
Una imagen de residuos de vidrio, plástico y aluminio antes de ser clasificadas y reciclar / CG

Guía para reciclar: consejos útiles para reducir y reutilizar productos

El 69% de la población española tiene intenciones de reciclar sus residuos este año, un compromiso con el medio ambiente en el que se suelen cometer errores no intencionados

27.01.2019 23:20 h.
9 min

Reducir. Reutilizar. Reciclar. ¿Has oído hablar de las tres ‘erres’? También conocidas como los pasos principales de quien adquiere el compromiso de llevar una vida más proactiva con el medioambiente. Este 2019 la mayoría de los españoles están dispuestos a tomar medidas y actitudes para luchar contra el calentamiento global, según un estudio del Banco Europeo de Inversiones.

Enero es el mes de las resoluciones. En este sentido, y aún siendo escépticos sobre la eficacia de la lucha contra el cambio climático, gran parte de la población española se ha fijado el propósito de reducir el consumo en sus servicios, cuidar la naturaleza y hacer que su huella tenga un impacto menos invasivo en el planeta.

Compromiso con el medioambiente

De acuerdo a la encuesta del BEI, el 69% de los españoles tiene intenciones de reciclar este año. Este compromiso se extiende a la compra de alimentos locales o estacionales y a reducir la cantidad de residuos que producen. Un 38% de los ciudadanos quiere dejar de usar o reducir el consumo de plástico y a su vez, un 42% se plantea usar el transporte público en lugar del coche.

Consejos para quienes quieran reciclar sus residuos este año / CG

Este año los españoles han decidido tomar un poco de la responsabilidad en la lucha contra el cambio climático y así, hacer frente a esta realidad que va dejando sus huellas en el mundo. Estudios estiman que una persona que ronde los 70 kilos genera más de seis veces su peso en basura al año: entre la comida desperdiciada, envases rotos, latas aplastadas, aparatos electrónicos y residuos domésticos. Esto hace que sea urgente la toma de medidas que eviten efectos ambientales irreversibles.

Reciclar en Barcelona

En Barcelona reciclar es muy sencillo, debido al sistema de recolección que diferencia y clasifica los residuos. Esto fomenta que desde el hogar las personas separen la basura y puedan luego tirarla al cubo correspondiente. Aunque en la ciudad haya una extendida cultura de reciclaje, la generación de basura se ha incrementado un 1,8% con respecto al año pasado. Esta se sitúa en 1,30kg de residuos por persona al día. Según datos del Ayuntamiento la recogida de materia orgánica y envases se ha estancado.

La clasificación de la basura en la ciudad se hace por colores. El contenedor marrón está destinado a los residuos orgánicos --restos de comida, corchos, bolsas de infusiones y restos de plantas. El contenedor amarillo está destinado a los envases y las bolsas de plástico y las latas de aluminio. En el contenedor azul, las personas pueden depositar papeles y cartones --periódicos, sobres, cajas de cartón, papel de regalo o folios. Asimismo, el contenedor verde, es el destinado a las botellas y los envases de cristal y el gris, a desechos como colillas, compresas, pañales, algodón, cabellos, bolígrafos y lápices. A su vez, otros residuos cuentan con servicios de recogida especial como los muebles viejos o los escombros.

 

 

En Barcelona la basura se puede clasificar y tirar en los contenedores dispuestos al reciclaje / CG

Primer paso, en la casa

Clasificar la basura puede ser una tarea incómoda sino se cuenta con los instrumentos necesarios para hacerlo. Por ejemplo, se debe disponer de un espacio en la cocina o el trastero para el reciclaje. Además, hay cubos para o bolsas de diferentes colores que ayudan a las personas a no confundirse.

Otra forma de mejorar la recogida es identificar con una etiqueta los residuos que habrá en cada bolsa. Asimismo, es ideal utilizar la regla de las ‘tres erres’ y además de separar los residuos, tratar de reducir al máximo la cantidad de basura y aprovechar todo lo que pueda tener un nuevo uso. Por ejemplo, botellas de vino convertidas en floreros, rollos de papel higiénico en portalápices o envases de refresco en materos. Las familias con hijos pueden introducirlos al reciclaje, pidiéndoles que aplasten las botellas de plástico, los briks o los paquetes de cereales. De esta forma, se involucrarán en las tareas domésticas y en el cuidado ambiental.

bolsas para reciclar los residuos

Puedes comprar las bolsas para reciclar aquí

Errores más comunes al reciclar

Reciclar la basura es un gesto sencillo por medio del cual podemos ayudar al medio ambiente. Sin embargo, muchas personas comienzan a clasificar sus residuos sin haberse informado previamente de cómo hacerlo de forma correcta. Esto genera una serie de errores comunes no intencionados. En este sentido, Ecoembes --una de las empresas encargadas de la gestión de basura en España--, indica que una vez ya hemos identificado dónde va cada residuo, debemos prestar atención a las siguientes indicaciones:

  • Aunque el contenedor amarillo esté destinado a los objetos fabricados en plástico, solo es dispuesto para envases, latas y briks. No se deben tirar juguetes de plástico que ya no se utilicen, biberones ni utensilios de cocina, como espátulas de plástico.
  • Muchos tiran los briks de leche o zumo al contenedor azul --destinado al papel y al cartón--. No obstante, éstos deben tirarse al contenedor amarillo, pues están compuestos de plástico, cartón y aluminio. Asimismo, las servilletas, compresas y pañales deben ir en el contenedor de residuos orgánicos, aunque estén hechos de plástico.
  • Ecoembes indica que es elemental diferenciar entre vidrio y cristal. Del mismo modo, las bombillas, los vasos, vajillas, ceniceros y espejos, deben ser reciclados en un punto de recogida y no en el contenedor verde.

No te conformes con solo reciclar

Es importante saber que reciclar mucho no es sinónimo de ser más ecológico. Reciclar sin reducir no sirve de nada. Hay ciertas medidas para evitar generar basura innecesaria y disminuir el uso de productos con embalajes que no necesitamos y que van directo a la basura. Según Greenpeace, algunos de estos pasos que podemos dar desde casa son:

  • Reutilizar el papel y el cartón hasta donde sea posible.
  • Imprimir o fotocopiar utilizando el folio por las dos caras.
  • Utiliza la ropa vieja para hacer trapos de cocina, quitar el polvo o hacer disfraces.
  • Regalar la ropa vieja a entidades benéficas.
  • Comprar jabón en pastillas y no líquido.
  • Llevar tu comida al trabajo en un táper de vidrio y no de plástico.
  • Cuando hagas la compra, no olvides llevar tu carro o bolsa de lona u otro tipo de tela. En última instancia, reutiliza bolsas de plástico que ya te hayan dado, en lugar de comprar una nueva.
  • No tirar las toallitas húmedas, las compresas o los pañales en el váter.
  • Entregar los medicamentos caducados o que ya no necesites a la farmacia.
  • No comprar productos que vengan en bandejas de poliestireno, también conocido como ‘corcho blanco’.
  • No consumir agua embotellada cuando no sea necesario.
  • Utilizar vinagre como fregasuelos y desengrasante.
  • Ventilar las habitaciones en lugar de comprar ambientadores.
  • Renovar tus muebles viejos antes de optar por unos nuevos.
¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información