Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Detalle de un coche de la Guardia Urbana / CG

La Guardia Urbana cierra en Barcelona una asociación cannábica sin licencia

Durante la inspección del local se encontraron cuatro kilos de marihuana y 2.300 euros en efectivo

2 min

La Guardia Urbana de Barcelona ha precintado una asociación cannábica ilegal que funcionaba con una licencia falsificada en el barrio de Hostafrancs, en el distrito de Sants-Montjuïc.

En el marco de la operación se ha procedido a la detención del dueño, acusado de un delito contra la salud pública. Cabe recordar que las asociaciones de este tipo están permitidas, siempre que su uso sea con fines principalmente medicinales y que cuente con la autorización de la administración

Aumento del menudeo

Según ha informado este jueves la policía municipal de la capital catalana, el precinto y la detención se llevaron a cabo el pasado martes. La investigación policial se inició después de que la Guardia Urbana detectara que había un incremento del menudeo de sustancias estupefacientes en la zona.

Tras esta indagación, los agentes consideraron que esta realidad se debía a que seguramente un local de las inmediaciones estaría funcionando como una asociación cannábica ilegal. A continuación, la policía interrogó a personas que habían salido del local y les revelaron que habían comprado diferentes sustancias para el consumo personal.

Cuatro kilos de marihuana

Una vez se tuvo la certeza de que se trataba de una actuación delictiva, los agentes entraron en el local para comprobar la licencia. En ese momento el responsable les mostró una documentación municipal que, según la agentes, había sido claramente manipulada y en la que habían falsificado el tipo de actividad.

Durante la inspección del establecimiento se localizaron 4.260 gramos de marihuana y hachís y 2.299 euros en metálico, por lo que detuvieron al propietario con la acusación de un delito contra la salud pública.