Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Un menor en una guardería de Barcelona / AYUNTAMIENTO DE BARCELONA

Las guarderías de Barcelona reabren con el 80% de las plazas ocupadas

Los centros municipales para parvularios han recibido 1.535 solicitudes de las 1.900 puestas a disposición de las familias durante la fase 2 de desescalada

3 min

Barcelona ha reabierto sus guarderías municipales con 1.535 solicitudes, el 80,8% del total de plazas para niños abiertas por el ayuntamiento. El consistorio ha comunicado que se incorporarán a estos centros 620 educadores y 520 profesionales de apoyo para ofrecer el servicio a las familias barcelonesas. 

El consistorio prevé que "a lo largo de la semana" se vayan ocupando las 365 plazas de guarderías restantes hasta llegar a las 1.900 ofertadas, tal como ha indicado en un comunicado. El número total podría aumentar, sin embargo, si finalmente Barcelona pasara a fase 3 del plan de desescalada el miércoles 17 de junio, tal como han pedido desde la Generalitat. 

Plazas para familias vulnerables

El Ayuntamiento de Barcelona ofrece las plazas en escuelas bressol a "hijos e hijas de familias vulnerables o monoparentales" que hubieran inscrito a sus pequeños en ellas. Esta es una de las normas establecidas en el plan de apertura de centros del Instituto Municipal de Educación, dentro del marco del plan de desconfinamiento marcado por el Gobierno.

Pero no todos los menores pueden acceder a estos centros. Quedarán excluidos los niños que presenten síntomas compatibles con el Covid-19, los bebés de menos de un año --criterios establecidos por la Generalitat--, los que hayan dado positivos en coronavirus y los que hayan sufrido este virus en los 14 días anteriores.

Necesidades sociales de los pequeños

El consistorio ha destacado que la apertura de las guarderías viene impulsados por "las necesidades de los niños y niñas que han vivido situaciones de confinamiento duras y que necesitan la relación" con su alrededor. Señala que el encierro físico "ha tenido efectos adversos" sobre los menores y sus familias, por lo que es necesario que recuperen contacto con "las educadoras, los espacios y la compañía de otros infantes, en un entorno educativamente estimulante y protector".

Los centros llevarán a cabo actividades en las que sean necesarios pocos materiales y priorizará las actividades al aire libre y en "entornos ventilados y con buena limpieza", como medida de seguridad sanitaria. Además, se pondrá "especial énfasis" en la desinfección de los espacios. Estarán abiertos de lunes a viernes de 9.00 a 15.00 horas, con servicio de acogida de 8.00 a 9.00 horas e incluirán el servicio de comedor.