Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
La consejera de Salud del Govern, Alba Vergés / EP

El Govern plantea que Barcelona retrase la aplicación de la fase 1 de desescalada

La consejera de Salud considera que las zonas más pobladas y de mayor movilidad deberían retrasar su normalización más allá del 11 de mayo

5 min

La consejera de Salud, Alba Vergés (ERC), adelanta que “Barcelona ciudad y el área metropolitana podrían no entrar en la fase 1 a partir del 11 de mayo” por la situación en la que se encuentra la evolución del brote de coronavirus SARS-CoV-2.

Las regiones más complicadas son las areas metropolitanas y Barcelona ciudad”, insiste, especialmente por “cómo funciona la movilidad”. En este sentido, desde el Govern ponen el ejemplo de Igualada y la cuenca de Ódena, que fue el primer municipio que se confinó en Cataluña porque los índices de movilidad de su población eran muy elevados.

Apertura casi general

La republicana, en una entrevista este lunes en Catalunya Ràdio, subraya que se debe tener “especial cuidado en las zonas más pobladas, porque es donde las personas se pueden acumular”, lo que generaría más posibilidad de contagio.

Vergés asegura que prefiere no hablar de fechas, por mucho que es lo que demande la ciudadanía, aunque no descarta que todas las áreas sanitarias de Cataluña puedan entrar en la fase 1 el 11 de mayo, a excepción de la Barcelona y la región metropolitana norte y sur. “A partir de hoy analizaremos muy bien los requisitos de cada zona. Creo que es una mala manera de actuar dar calendarios antes de ver cómo están las cosas”, señala en lo que consituye una nueva crítica a la actuación del Gobierno central.

Situación en hospitales

La consejera descarta que la decisión tenga que ver con la capacidad de los hospitales catalanes, ya que “están en condiciones de garantizar la asistencia, pero es importante cumplir otros condicionantes”, matiza. “No me preocupa la situación de las UCI o del sistema sanitario catalán”.

Los datos del Govern señalan que, en la situación actual, no llegan al 60% las camas ocupadas de la UCI con pacientes Covid-19 positivos. Recuerda, además, que siempre se puede trasladar personas a otros hospitales menos congestionados como se hizo en el caso de la cuenca de Ódena.

Respuesta a Ribera

La Generalitat insiste en hablar de áreas sanitarias y no de provincias y da por hecho que el Gobierno va aceptar esta división territorial a la hora de organizar la desescalada de las restricciones de movimiento aplicadas durante el estado de alarma. El Govern aseguraba este domingo que el Ejecutivo había aprobado esta decisión, aunque la vicepresidenta cuarta y ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, ha dicho que aún no ha llegado "ninguna propuesta concreta".

Preguntada sobre estas discrepancias, Vergés defiende que el Gobierno le requirió una propuesta y que en todo momento desde la Generalitat se habló de agrupaciones de áreas básicas de salud, “y no ponen ningún inconveniente porque tiene más lógica que las provincias”, asevera.

Aprobación del Gobierno

La consejera critica que “el Ministerio de Sanidad no decide nada hasta última hora y subraya que la única propuesta que ha planteado el Govern “es ir por regiones sanitarias y no hay más alternativa a esto”. “No hay ni habrá ningún inconveniente” recalca pero admite que no se han confirmado nada. 

Vergés asegura que desde el Ejecutivo se les ha reiterado que “lo veían bien, igual que nosotros”. En este sentido, señala que el responsable de Sanidad, Salvador Illa, “es catalán y conoce la realidad” del territorio.

Destacadas en Vida