Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Tensión durante el desalojo de  una nave industrial en Gorg (Badalona) / PABLO MIRANZO (CG)

Golpes, cargas y tensión: así ha sido el desalojo de la nave okupada en Badalona

Agentes antidistubios de los Mossos d'Esquadra llevan a cabo el desahucio del local, propiedad de Sareb, en el que residían unas 130 personas de forma ilegal

5 min

Máxima tensión la que se ha vivido este jueves en el desalojo de una nave okupada en el barrio del Gorg, en Badalona. Desde primera hora, la calle Progrés se ha llenado de agentes antidisturbios de los Mossos d’Esquadra. Quince furgones acordonaban la zona para llevar a cabo el alzamiento de unas 130 personas que residían de forma ilegal en el número 164. 

Una hora y media ha estado el área de mediación "intentando negociar una salida que, finalmente, no ha llegado a acuerdo", según han explicado fuentes de la policía autonómica. Los residentes pedían cuatro horas para poder desalojar sus pertenencias de la nave, pero finalmente han tenido que hacerlo en media hora, algo que ha provocado su enfado.

Media hora para desalojar

Maletas, carros con objetos personales y material de cocina, hasta microondas, han ido saliendo de la nave y se han ido amontonando en la plaza del Cotonifici, justo delante. Algunas personas, en cambio, se han enfrentado a la policía, lo que ha generado momentos de tensión, golpes de porra y algunas cargas policiales. Finalmente, se ha podido llevar a cabo el desahucio a pesar de que los okupantes pidieron prorrogarlo unos meses, algo que no aceptó la propiedad del edificio, Sareb, conocida como el banco malo del Estado.

Se trata de un centenar de personas de varias nacionalidades, sobre todo subsaharianas. Tras el desahucio, algunas aseguran a este medio que “acamparán” en la plaza porque “no tienen a donde ir”. Algunos de sus habitantes provienen de la nave ocupada a unas calles de distancia, donde se produjo un incendio el 10 de diciembre de 2020 que acabó con la vida de cuatro inquilinos. De nuevo, vuelven a verse “en la calle” porque no se les ha podido ofrecer ninguna alternativa habitacional. Algo complejo teniendo en cuenta su situación en el país y el colapso de los servicios sociales para hacer frente a la pobreza que sigue creciendo a raíz de la crisis económica generada por la pandemia.

Tensión durante el desalojo de  una nave industrial en Gorg (Badalona) / PABLO MIRANZO (CG)
Tensión durante el desalojo de una nave industrial en Gorg (Badalona) / PABLO MIRANZO (CG)

Presencia de la CUP

Al lugar de los hechos se ha acercado la exalcaldesa de Badalona y actual diputada de la CUP en el Parlament, Dolors Sabater, quien ha estado en primera  línea policial y, según ha denunciado, ha recibido algún golpe. También ha acudido el regidor del ámbito de protección social del Ayuntamiento de Badalona --gobernado por PSC, ERC, En Comú Podem y Junts--, David Torrens, quien ha asegurado a Crónica Global que "desde los servicios sociales se atenderá a todas las personas que pidan ayuda”. “Si vienen, serán atendidos según los recursos".

Reconoce que el equipo de gobierno no ha “mediado” con el propietario de la nave, que “quería llevar a cabo el desahucio”. Sin embargo, explica que el consistorio ha vuelto a poner en marcha un “convenio fantasma” de la época de mandato de Xavier García Albiol (PP) y ha arrancado el compromiso de Sareb para firmarlo con tal de dar solución a las familias que viven en otras naves ocupadas.

Tensión durante el desalojo de  una nave industrial en Gorg (Badalona) / PABLO MIRANZO (CG)
Tensión durante el desalojo de una nave industrial en Gorg (Badalona) / PABLO MIRANZO (CG)

Albiol, increpado

Por su parte, el líder de los populares en Badalona y exalcalde se ha acercado una vez ha finalizado el desalojo. Las personas que seguían concentrándose le han increpado a su llegada, algo que Albiol ha denunciado en declaraciones a los medios. Ha agradecido el trabajo de los cuerpos policiales y a los vecinos, a quienes ha asegurado: "Hoy se acaba la pesadilla". 

Albiol ha recordado que el proceso para desahuciar la nave empezó durante su gobierno, y ha advertido al gobierno actual de que las personas que ocupaban ese local buscarán otro sitio. "Espero que el ayuntamiento y la Guardia Urbana eviten que este problema se extienda a otra parte de la ciudad", ha concluido.

Xavier García Albiol en la zona del desalojo de la nave / CG
Xavier García Albiol en la zona del desalojo de la nave / CG