Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Trabajadores de la Administración de Veterinaria sacrifican a miles de pavos infectados de gripe aviar en una granja danesa / EUROPA PRESS

La Generalitat anuncia medidas tras la detección de cinco casos gripe aviar en Lleida

El brote del virus de la infuenza aviaria detectado en cinco aves muertas en el río Segre enciende todas las alertas y provoca la reacción del Govern y del Ministerio de Agricultura

3 min

La Conselleria de Acción Climática, Alimentación y Agenda Rural de la Generalitat y los agentes rurales han intensificado la vigilancia de la gripe aviar después de que esta semana se confirmaran cinco casos del virus de la Influenza Aviaria de Alta Patogenidad (IAAP) en animales muertos encontrados en Soses, en la provincia de Lleida. Además, ha anunciado la adopción de medidas para evitar su propagación. 

En concreto, el cuerpo de agentes rurales detectó el patógeno en cuatro cisnes y una cigüeña que se encontraron muertos en el río Segre el 22 de diciembre.

Intensifican las medidas de bioseguridad

El Govern ha emitido un mensaje tranquilizador y ha aclarado esta mañana que Cataluña sigue considerándose un “territorio libre de influencia aviar”. Además, ha aclarado que los países miembros de la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE) no pueden imponer restricciones al comercio de aves de corral y sus productos.

No obstante, la Generalitat ha confirmado que intensificará las medidas de vigilancia y protección, dado que la presencia del virus en animales comporta un riesgo también para los humanos.

Preocupa la migración de aves

El virus, que afectó a España en 2009 y causó la muerte de más de 300 personas, sigue circulando sobre todo en aves silvestres y de forma más extendida en el norte de Europa, donde se han ido notificando casos de forma periódica.

La Generalitat ya ha elaborado una resolución, que se firmará en los próximos días y estará en vigor hasta abril –coincidiendo con la migración de aves del norte de Europa– para que extrapolar las medidas de seguridad a todo el territorio catalán y evitar la propagación del patógeno.  

Se extienden las medidas

En la misma línea, el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación ha anunciado que, tras la detección del virus en Cataluña, es necesario extender las medidas de seguridad aplicadas en el área afectada a zonas de riesgo de todo el Estado.

Además ha decretado la prohibición de cazar ocas, patos o cisnes, la cría de patos y ocas en compañía de otras especies de corral, la cría de aves de corral al aire libre, el suministro de agua a las aves de corral desde depósitos de agua al que hayan podido acceder aves silvestres, así como la presencia de aves en los centros de concentración de animales.