Menú Buscar
Un menor haciendo natación en una piscina / EP

La federación de natación rectifica y acepta a la niña trans en el equipo femenino

Las negociaciones con la Dirección General de Igualdad de la Generalitat han ayudado al cambio de decisión de la FCN

3 min

La Federación Catalana de Natación (FCN) rectifica y acepta ahora que una niña transexual de 8 años forme parte del equipo femenino de su club. Hasta ahora, la institución se amparaba en la ley y justificaba la decisión de no expedirle la licencia en el hecho de que en el DNI de la muchacha figuraba que era un chico.

Desde que el caso llegó a los medios de comunicación, la Dirección General de Igualdad de la Generalitat ha mantenido varias reuniones de mediación con la junta directiva de la FCN, que hará una “excepción” en su normativa y validará el nombre que aparece en la tarjeta sanitaria de la niña y, ahora también, en su DNI. En cambio, en el Registro Civil sigue apareciendo su sexo genético, ya que los padres no han querido modificar nada para no someter a su hija a los protocolos necesarios para cambiar el sexo en dicha Administración.

Agradecimiento

La directora general de Igualdad, Mireia Mata, ha agradecido el gesto de la Federación Catalana de Natación, que siempre se mostró a favor de buscar una solución para la menor, y ha avanzado que trabajan en un protocolo para adaptar las normativas de la federaciones deportivas a los casos de transexualidad que no se contemplan en las viejas legislaciones.

El caso saltó a los medios de comunicación este febrero después de que la madre de la niña hiciera pública la denuncia. La acción llegó a las altas instancias y la directora general de Igualdad, la asociación Chrysallys, y el Observatorio contra la Homofobia de Cataluña (OCH) pidieron a la federación que permitiera competir a la menor.

Registro Civil

En su día, una portavoz de la FCN aclaró que no se le negó a la niña el derecho a competir. Alegaban que la normativa les impide expedirle la licencia femenina porque su sexo es masculino y esta entidad no puede "cambiar lo que consta en el Registro Civil".

Aun así, la federación se mostraba dispuesta a colaborar y, finalmente, ha "acordado resolver el tema de forma excepcional y permitir que pueda competir con sus compañeras y en su categoría femenina, considerando que es una situación puntual", ha explicado Mata, que ha mostrado su satisfacción por "la solución de este caso". "Abre la puerta a que no sea una excepción, a la espera de poder redactar protocolos que normalicen la situación de las personas trans en el mundo del deporte", asegura.