Menú Buscar
Basura llevada por el mar hasta la playa / EFE

España, ciega ante la marea de plástico

El Congreso prorroga 600 días el freno a este material que llena océanos, invade alimentos y será, según los expertos, más dañino que el cambio climático

21.04.2018 00:00 h.
4 min

Siempre tarde y puede que mal. Los vasos, platos, cubiertos, pajitas y pequeños envases de plásticos diseñados para un solo uso, tan comunes en nuestro día, tienen los días contados. Pero todavía son 608, hasta el 1 de enero de 2020. La prórroga figura en la resolución aprobada la pasada semana en la Comisión de Medio Ambiente del Congreso de los Diputados (con la sola oposición del PP) que trata de copiar una medida aprobada hace casi dos años en Francia.

La tímida propuesta, que deberá ser debatida y aprobada en el pleno, otorga también un nuevo retraso al fin de las bolsas de plástico para un solo uso. Estaba previsto que entrara en vigor el 1 de marzo pasado. Y para desazón de las asociaciones conservacionistas de toda España, deja para más adelante poner coto a los alimentos envasados en bandejas de poliestireno, tan comunes en las grandes superficies.

Imagen de una de las enormes islas de basura y plástico encontradas en el Pacífico

Imagen de una de las enormes islas de basura y plástico encontradas en el Pacífico / EFE

Las bandejas de frutas

“No se dan cuenta de que acabaremos contaminados y sepultados por ellos”, asegura Alba García, una de las promotoras de la campaña #DesnudaLaFruta que, junto decenas de acciones como #RidiculousPlastic y #PlasticAttack, lucha contra el uso innecesario de plásticos. Muestran montañas de restos de envoltorios y desperdicios de este material a las puertas de mercados y supermercados.

Los expertos tienen claro que este material es uno de los retos mundiales más importantes para los gobiernos en la protección medio ambiental. La contaminación ha llegado a los océanos, que contienen ya más de 46.000 millones de bolsas de plástico, que tardan entre 400 y 1.000 años en descomponerse totalmente.

Islas flotantes

La ONG Surfrider Foundation Europe calcula que “cada día acaban en sus aguas ocho millones de toneladas de residuos. Terminan formando un vasto vertedero, auténticas islas y archipiélagos flotantes. Han sido detectados a 1.500 metros de profundidad”.

Residuos de plástico en el entorno marino / CREATIVE COMMONS

Residuos de plástico en el entorno marino / CREATIVE COMMONS

Un equipo internacional de científicos afiliados a The Ocean Cleanup ha descubierto en el área conocida como Gran Parche de Basura del Pacífico una isla que equivale en extensión a Francia, España y Alemania juntas. Calculan que tiene 1,8 billones de piezas de plástico que pesan 80.000 toneladas.

Como el cambio climático

Según algunos ecologistas, el plástico “será tan peligroso como el cambio climático”. Su producción, que empezó a ser masiva tras la Segunda Mundial, se ha disparado de manera que cada minuto se compran en el mundo un millón de botellas de plástico. Según las previsiones, en 2021 la cifra aumentará un 20%.

Para ponerles freno, se debe empezar por rechazar estos materiales sintéticos de usar y tirar, lo que reducirá su consumo y fabricación, y mejorar también la gestión del reciclaje a nivel industrial e individual. En España, denuncian los conservacionistas, más del 50% del plástico ya usado acaba en vertederos pero sin ser reciclado.

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información