Menú Buscar
Dos alumnos de preescolar en el comedor de un colegio junto a una monitora / EFE

La Generalitat reforzará el castellano en los "entornos catalanohablantes"

Los centros se podrán adecuar a la lengua del alumnado para "enseñar todas los idiomas a partir de esta realidad"

24.10.2018 13:45 h.
5 min

Más castellano, pero solo en las zonas "completamente catalanohablantes". La Generalitat de Cataluña ampliará el uso del español en la escuela, una larga reivindicación de los sectores constitucionalistas, pero lo hará solamente en los colegios situados en "entornos sociales enteramente catalanohablantes". La inmersión lingüística en catalán, por lo tanto, seguirá en Cataluña.

Según ha aclarado hoy miércoles el consejero de Enseñanza, Josep Bargalló (ERC), el texto elaborado por técnicos de su Consejería "adecúa la didáctica de las lenguas a la realidad sociolingüística actual de nuestros centros". Ello se hará dando a los centros la posibilidad de ampliar las horas de castellano en los centros educativos situados en entornos donde el catalán es la lengua predominante. El objetivo del Govern es que los alumnos sean "altamente competentes" en ambas lenguas, según ha defendido el conseller republicano.

La escuela elegirá

El borrador del departamento de Enseñanza, que también incorpora acciones para reforzar el conocimiento de la lengua inglesa, contempla facultar a los centros para que puedan modificar la lengua en la que se imparte una materia, manteniendo el catalán "como lengua vehicular". Con este punto de partida, la Consejería, en manos de ERC, busca que los colegios "se adapten a la primera lengua del alumnado para enseñar todas las lenguas a partir de esa realidad". La medida se aleja un tanto del polémico modelo de inmersión lingüística en catalán, que ha suscitado un enorme debate desde su implantación en la autonomía treinta años atrás.

Josep Bargalló, consejero catalán de Enseñanza, en el Parlamento autonómico / CG

Josep Bargalló, consejero catalán de Enseñanza, en el Parlamento autonómico / CG

De hecho, los republicanos no tienen intención alguna de modificar ese sistema, al contrario. En una entrevista en la cadena SER, Bargalló ha prometido "más acciones a favor del catalán". Bajo su punto de vista, no hay estudiantes en Cataluña incapaces de expresarse en castellano, sino al contrario. "Es una manera de decir que en algunas zonas de Cataluña el catalán no es de uso habitual en la mayoría de las familias ni en la calle", ha argumentado. Para él, es este un argumento de peso suficiente para apuntalar aún más la lengua catalana.

Sentencias incumplidas

Cabe recordar que la lengua en la escuela se ha convertido en objeto de debate político entre partidos y entidades del sector educativo en los últimos años. Uno de los mayores hitos en esta materia fue la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) de 2014, que fijaba un porcentaje del 25% de castellano en algunos centros educativos en el que los padres de alumnos habían pedido que se impartieran materias en esta lengua. No obstante, la fuerza de esta sentencia se ha diluido por las reticencias de la Generalitat de Cataluña, que ha implantado solo el porcentaje de castellano en los colegios en los que las familias han peleado su derecho hasta el TSJC. En estos centros, el porcentaje de lengua castellana ha crecido del 15% al 25%, sustituyendo al antiguo plan curricular. También han quedado en saco roto sentencias del Tribunal Supremo y del Constitucional que confirmaban el derecho de los alumnos a recibir la educación en su idioma materno.

En paralelo, el Gobierno catalán ha incumplido los preceptos de la Ley Orgánica para la Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE) para garantizar la inscripción de los alumnos en las escuelas en los dos idiomas oficial y cooficial en Cataluña. El Ejecutivo ha tratado, incluso por la vía de los tribunales, que los currículos elaborados por la Consejería de Enseñanza incorporaran la posibilidad de cursarlos en castellano. La pasada legislatura, el equipo del expresidente Mariano Rajoy prometió que el curso escolar 2018/2019 en Cataluña comenzaría con una casilla destinada a la elección de lengua. Finalmente y tras un cruce de declaraciones políticas, la casilla lingüística no se aplicó.