Menú Buscar
Manifestantes protestan contra los recortes en educación en una imagen de archivo. / EFE

Ensenyament desaprovecha la caída de nuevas escolarizaciones y mantiene los recortes

A un mes del inicio de curso, los sindicatos prevén un año “complicado” por las políticas continuistas de la consejera Meritxell Ruiz

4 min

El curso escolar 2015-2016 terminó agitado. A un mes de empezar otro, la situación en la educación catalana no parece que vaya a cambiar mucho. El cierre de aulas, el aumento “insuficiente” de docentes, las condiciones de las infraestructuras y el incumplimiento de las ratios por clase son algunas de las quejas principales de los sindicatos.

La Federación de AMPAS de Cataluña (FaPaC), CCOO y la CGT prevén un año “complicado”. Será el primer curso completo al frente de la Consejería de Enseñanza para Meritxell Ruiz, que se incorporó en enero al cargo tras la investidura de Carles Puigdemont.  El reto al que se enfrenta es gestionar una comunidad educativa “saturada y muy molesta”, que hace tiempo que “acumula pequeños cambios a peor”, según fuentes del sector.

Bajada de la natalidad

La tasa de natalidad ha disminuido. Las solicitudes de preinscripción para P-3 (primero de educación infantil) en Cataluña han sido este año 66.888, el 5,4% menos que en el curso pasado. Esta reducción de la presión en preescolar ha creado un momento idóneo para mejorar en calidad; aunque no ha sido así, según fuentes de la CGT. “No se ha aprovechado para bajar ratios ni para conservar docentes, sino para continuar recortando en calidad”, se quejan.

Los cierres de líneas se hicieron, como en los últimos años, antes de las preinscripciones, es decir, antes de conocer la demanda que habría. Las ratios es uno de los elementos que más preocupan. “Hemos tenido hasta 27 y 28 alumnos de primaria en un aula, y si continúan cerrando líneas, no mejora, se mantiene”, explica Montse Conejo, presidenta de la FaPaC.

Institutos masificados

La situación no mejora en secundaria. El boom demográfico de 2005 hizo que la población escolar aumentara significativamente. Ahora, los que empezaron educación infantil aquel año, han pasado al instituto, y este cambio “ha provocado una masificación de los centros”, según Manel Pulido, secretario general de la Federación de Educación de CCOO en Cataluña.

Pulido avisa de que este aumento de alumnos en secundaria no ha podido ser absorbido en todos los centros. “Con el boom se empezaron a construir muchos edificios nuevos en todo el territorio, pero hubo obras que no se terminaron a tiempo”, afirma. Por esta razón, entre otras,  unos 20.000 alumnos empezarán el curso 2016-2017 en módulos prefabricados. 

Línea continuista

Aunque todavía no se atreven a valorar las políticas de la consejera Ruiz, que ya se encontró el curso a medio empezar, los sindicatos comenzarán en pie de guerra. Ya apuntan que la línea que sigue es continuista con las actuaciones de Irene Rigau, su predecesora.

Meritxell Ruiz fue directora general de Atención a Familias y Comunidad Educativa con la anterior consejera. Tras tomar las riendas de Enseñanza, la política convergente, economista de formación, se enfrenta a los problemas que se generan las políticas de recortes.

Destacadas en Vida