Menú Buscar
Mujer mostrando su embarazo. Las embarazadas también sufren violencia / UNSPLASH

La violencia de género es una lacra que también afecta a las embarazadas

Las matronas explican que monitorizan los casos de gestantes que pueden sufrir este grave problema y piden más efectivos

28.04.2019 00:00 h.
7 min

El repunte en la violencia de género del país, que ha dejado 16 víctimas mortales en los cuatro primeros meses del año, también se da entre las embarazadas. Así lo ha explicado la presidenta de la Asociación Catalana de Matronas, Gemma Falguera Puig, que ha detallado en conversación con este medio cómo “monitorizan casos” en Cataluña.

“Muchas gestantes nos dicen que la sufren y nos preocupa”, advierte. Asegura que se trata de una cuestión “muy relevante” y que desde 2018 “cada trimestre de embarazo le preguntamos a la gestante si hay violencia de género respecto a su pareja o en el entorno familiar”. Señala que incluso piden a los acompañantes que “salgan de la consulta” durante las revisiones reiteradas para poder comunicarse con ellas con tranquilidad.

Más profesionales

El seguimiento de estos casos es básico, pero desde la asociación lamentan que las profesionales en activo estén lejos de las ratios del resto de Europa. Cataluña cuenta con 1.300 matronas en activo, un ratio mayor que el de España pero deficitario con respecto a la Unión Europea. Sólo hay el 17,7% de profesionales por cada 1.000 nacimientos en la comunidad frente al 25,9% que se obtiene en el resto de los 28.

En la UE existen el 69,8% matronas por cada 100.000 mujeres, en nuestro país sólo el 24,2% por la misma ratio. Es claramente insuficiente.

'No' a la prescripción farmacológica

Otra de las reivindicaciones de estas profesionales es que se retire la prescripción farmacológica de la Sanidad pública. Es decir, que las recetas que solicitan para incidencias relacionadas con el embarazo y el parto las tenga que firmar de forma obligatoria un médico. Esto no ocurre en la Sanidad privada, señala Gemma Falguera.

“Como colectivo, el tema de la prescripción farmacéutica lo consideramos ancestral cuando por la Sanidad privada se pueden pedir medicamentos on line”. La matrona lamenta que los hospitales deban seguir “unos protocolos de actuación que retrasan cualquier urgencia de la gestante”.

Urgencias diarias de la gestante

Recuerda que para el seguimiento de la gestación hay que recetar hierro y ácido fólico en los casos más sencillos. En las más complejas es “necesaria la anticoncepción hormonal combinada o recetar para el prurito vulvar, etcétera”. Todas estas “urgencias del día a día” deben pasar por la consulta de un médico, hecho que retrasa toda la atención. El colectivo de matronas asegura que están plenamente capacitadas para atender estos casos.

También denuncian el retroceso de los derechos sociales de las mujeres, especialmente en la salud sexual reproductiva. Explican que se han inscrito en el registro de transparencia de Bruselas para conocer las consultas y poder expresar su opinión, además de poder participar en grupos. Actualmente, intervienen en debates sobre la igualdad de género.

La maternidad tardía

En Cataluña, la media de edad de embarazo de las mujeres es de 31 años. Es más alta que en España y la tercera de Europa. A medida que la edad de la madre avanza aparecen riesgos en la gestación como la diabetes o la hipertensión arterial de la madre.

“Desde la asociación trabajamos para informar a las futuras madres de la importancia de que se produzca el embarazo a edades más precoces”, indica. Con todo, Falguera reivindica que esta reclamación no se puede abordar sólo desde la vertiente de la salud reproductiva. “Tiene que estar acompañado de medias de protección del trabajo y seguridad laboral”, afirma.

Desde la Asociación consideran que la baja por paternidad es una buena idea pero consideran que también se debe ampliar la de maternidad hasta llegar a equipararla con otros países europeos. “Hay que incentivar la cultura de que la pareja son dos personas y ambos se tienen que preocupar por el cuidado de los hijos”, subraya la matrona.

Partos no medicalizadas

Los responsables de cuidar a las mujeres gestantes también subrayan las nuevas tendencias en dar a luz y cómo poco a poco los centros públicos incorporan instalaciones que cumplen con estas demandas. En el hospital del Martorell, por ejemplo, las mujeres que han vivido un embarazo sin complicaciones pueden dar a luz mediante un parto no medicalizado. Un proceso similar al de nacer en casa.

Se trata de instalaciones acogedoras para la pareja que están controlados y supervisados por la matrona que les acompañará durante el proceso. Si surgen riesgos, se traslada de forma inmediata a las embarazadas al hospital.

Estrategia Nacional

Disponer de espacios más amables para dar a luz sin menos intervención médica se podría enmarcar dentro de la Estrategia Nacional de Salud Sexual y Reproductiva que Sanidad lanzó en el 2008. Con todo, sólo se ha desarrollado la interrupción voluntaria del embarazo bajo este paraguas.

Las matronas señalan que hay otros temas urgentes a tener en cuenta. Algunas autonomías han tomado la delantera en cuestiones como los métodos anticonceptivos de larga duración --implantes o los llamados DIU de cobre-- que tienen gran demanda. Con todo, no se ha desarrollado igual en toda España.