Menú Buscar
Crema catalana, uno de los dulces típicos / TARMOLAN - WIKIMEDIA COMMONS

Los dulces típicos de Cataluña

La crema catalana, la coca o la mel i mató son algunos de los productos que bien merecen una visita a la región

3 min

Cada vez más personas deciden los destinos de sus viajes por el estómago. La gastronomía juega un papel importante a la hora de elegir la ciudad a visitar, un apartado por el que Cataluña destaca. Y no sólo por sus platos típicos, también por sus dulces y postres más conocidos.

Los viajeros que opten por la región para sus próximas vacaciones pueden endulzarlas comiéndose Cataluña. Y es que degustar alguno de estos dulces es un placer para el paladar…

Coca de Sant Joan / ESPENCAT - WIKIMEDIA COMMONS

Coca de Sant Joan / ESPENCAT - WIKIMEDIA COMMONS

  • Crema catalana. El primer postre o dulce que viene a la cabeza a la hora de hablar de la gastronomía de la región es la crema catalana. Se trata de una crema de leche y yema de huevo que suele aderezarse con limón y canela, y que está coronada con una capa de azúcar quemado. Tradicionalmente era un plato típico del día de San José (19 de marzo).
  • Coca. Otro dulce universal catalán es la coca. Es tan versátil que existen variedades para todos los gustos: dulces, saladas, con azúcar, con piñones, con fruta, con verduras, con chicharrones... No es más que una masa plana similar al pan que puede ser rellenada con los ingredientes deseados o bien depositados en su parte superior.
  • Mel i mató. Un poco de miel y un poco de queso, así de simple. Esta sencilla receta es uno de los dulces más típicos en Cataluña. Combinando un alimento sano (el queso) con otro más dulce (la miel), se trata de una opción fácilmente digerible para poner el broche de oro a cualquier comida o cena.
  • Tortell. En Cataluña, el dulce típico del 6 de enero no es el roscón de Reyes, sino el tortell. Es muy similar a éste en cuanto a forma e ingredientes, aunque se diferencia en que se le suele añadir un poco de mazapán para que tenga más consistencia.
  • Braç de gitano. Aunque es famoso en buena parte del mundo, hay leyendas que sitúan el origen del braç de gitano (o brazo de gitano) en Barcelona. Azúcar, harina, huevos y mantequilla son sus ingredientes principales, aunque lo más importante es su relleno, que suele ser de nata, crema o trufa. Uno de esos dulces que no faltan en ninguna celebración.