Menú Buscar
Varios pasajeros esperan en el aeropuerto de Gatwick, Londres, cerrado por la presencia de drones / EFE

Dos detenidos por los drones que provocaron el cierre de Gatwick

La policía de Reino Unido acusa a un hombre y a una mujer como presuntos responsables de hacer volar los dispositivos que pusieron en duda la seguridad del aeropuerto

3 min

La policía de Reino Unido ha anunciado este sábado por la mañana la detención de dos personas que han sido acusadas de hacer volar los drones que han provocado el cierre del aeropuerto de Gatwick durante tres jornadas. Se trata de un hombre y una mujer que habrían dejado a miles de viajeros sin poder volar en la operación salida de Navidad. Se calcula que hay como mínimo 12.000 personas afectadas y unos 1.000 vuelos.

No se han dado más detalles sobre la actuación policial. Sólo se conoce que se trata de dos vecinos del segundo aeropuerto del país. 

Incidente más grave

Se trata del incidente de seguridad más grave que ha sufrido el aeródromo del sur de Londres. Los drones en las intermediaciones de las pistas de despegue y aterrizaje dejan en el aire las medidas de seguridad de las aeronaves. Por lo que se deben quedar en la pista.

Los responsables de Gatwick han explicado a la prensa británica que los retrasos y cancelaciones podrían continuar en los próximos días y que comprueben el horario con la aerolínea antes. Deben reprogramar todos los vuelos que se quedaron en tierra por los drones, hecho que colapsa el programa del aeropuerto en uno de los momentos con mayor actividad del año. Sólo este sábado saldrán 124.484 pasajeros.

Se explica que la reorganización es similar a la que se tuvo que hacer frente en 2010, cuando tuvo lugar una explosión de un volcán en Islandia. La columna de humo y cenizas llevó al cierre de todo el espacio aéreo europeo, ya que tampoco se podía garantizar la seguridad de las rutas.

Tres días de alteraciones

Gatwick cerró el miércoles tras detectar varios drones pequeños que volaban cerca de las pistas. Aunque se divulgó en todo el mundo qué había ocurrido y los efectos que propiciaban los dispositivos, volvieron a volar el jueves y la actividad se tuvo que frenar por segundo día consecutivo. Incluso el viernes hubo afectaciones durante algunas horas.

Las autoridades mantienen abierta la investigación por “uso criminal de drones” para conocer los motivos que llevaron a que se hicieran volar. Se considera que existen motivos para considerar que fue un incidente en la primera jornada, pero no en las dos posteriores.