Menú Buscar
Dos Mossos d'Esquadra trabando en la calle contra la violencia hacia el colectivo LGTBI / EFE

El doble de denuncias por odio y discriminación contra el colectivo LGTBI

Las amenazas verbales y las agresiones físicas son los hechos que afectan a más personas de la comunidad

17.05.2019 11:39 h.
4 min

Se han registrado 39 denuncias por delitos de odio y discriminación contra la comunidad LGTBI durante los cuatro primeros meses de este año. Si se compara con el mismo periodo de 2018, supone un aumento del 50%.

Según los Mossos d’Esquadra, este incremento son se debe a un aumento de la violencia contra el colectivo, sino al hecho de que las víctimas “se están atreviendo cada vez más a dar el paso de denunciarlo”.

Órdenes judiciales

A lo largo de 2018 se impusieron 75 acusaciones relacionadas con la condición sexual de los afectados. Esto significa que ocuparon el 14% del total de demandas por odio y discriminación, que también incluyen cuestiones raciales o culturales.

De estas 75, tan solo dos acabaron con órdenes judiciales de protección de la víctima. En cambio, entre enero y abril de este año ya se han dictado cuatro, ha explicado la jefa del Grupo de Atención a la víctima de los Mossos d’Esquadra, Andrea García.

No sólo la víctima puede denunciar

Es necesario hacer hincapié en recordar que no solo el afectado puede denunciar los hechos ante la justicia, sino que cualquier persona de su entorno también puede hacerlo.

"La tendencia apunta que habrá un aumento bastante relevante de las denuncias por delitos relacionados exclusivamente con la condición sexual de las personas", ha reconocido García, que reconoce que "hay más campañas de comunicación y más sensibilidad" por lo que ahora se pueden "detectar más conductas discriminatorias" y "hacer más visible la cifra que hasta ahora estaba escondida".

Afresiones físicas y amenazas

La responsable de atención a los acosados, “en la mayoría de casos, los tipos penales se repiten y los más denunciados son las agresiones físicas o las amenazas verbales de una persona desconocida".

El Grupo de Atención a la Víctima, actualmente formado por 193 efectivos, se encuentra en todas las comisarías y se encarga de “asesorar e informarles sobre sus derechos”, ha explicado García. Además, también les ofrecen asistencia psicológica y jurídica y, en casos extremos, gestionan la protección policial.

Protección a la víctima

"Siempre aconsejamos a las víctimas que durante los primeros meses estén atentos a su seguridad y que cambien algunas rutinas para detectar acoso por parte del agresor", ha detallado la agente. De todas formas, ha insistido en que es muy importante que "tengan el apoyo por parte de alguna asociación o entidad que les ayude y acompañe en su proceso de recuperación".

Con el fin de proteger a las víctimas, el cuerpo de los Mossos ha creado un protocolo interno que les permite colaborar con el Observatorio contra la homofobia, la Fundació Enllaç, Chrysallis, Familias LGTBI y Acathi. Para acabar, García ha sentenciado que “los jóvenes son el futuro” y deben ser ellos los responsables de que “se elimine cualquier tipo de violencia”.

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información