Menú Buscar
Imagen del recinto del Fórum de las Culturas de Barcelona actualmente / CG

Desmontar el Fórum de Barcelona, tarea imposible 13 años después

El ayuntamiento sostiene que la sociedad no puede liquidarse hasta que el Estado designe a un representante

4 min

Hace ya la friolera de 13 años de aquella imagen en la que el exalcalde de Barcelona, Joan Clos, bailaba samba junto a Carlinhos Brown. Iban a bordo de lo que llamaron Camarote Andante, un camión de 26 metros de largo que recorrió el paseo de Gràcia de Barcelona desde la intersección con Diputación hasta la avenida Diagonal y a la inversa.

En un intento de convertir la capital catalana en Salvador de Bahía, Clos vestía los colores de la bandera de Brasil y aleteaba los brazos al ritmo del famoso tema Mariacaipirinha, una imagen que todo barcelonés tiene grabada en sus retinas.

Batacazo inesperado

Fue el pistoletazo de salida del Fórum Universal de las Culturas Barcelona 2004, celebrado en la ciudad desde mayo y hasta septiembre de ese año. En 1996, el entonces alcalde Pasqual Maragall pensó que sería buena idea organizar un gran acontecimiento cultural y, un año más tarde, la Conferencia General de la Unesco aprobó el proyecto por unanimidad.

El aluvión de visitas que recibió el Fórum de las Culturas de Barcelona --3.323.123 durante los 141 días que duró-- descendió en picado las últimas semanas. Algo que, para muchos, no justificó los 3.270 millones de euros que se destinaron al proyecto. Lo que tenía que ser el punto de referencia de la paz, la diversidad y el desarrollo sostenible es, actualmente, un espacio desangelado al aire libre. Y el consorcio que lo impulsó se resiste a desaparecer.

Con una historia que recuerda a la ya extinta Barcelona Holding Olímpico SA, el Fórum Universal de las Culturas Barcelona 2004 SA continúa, a día de hoy, en proceso de liquidación. Lo forman el Ayuntamiento de Barcelona, la Generalitat de Cataluña y la Administración central, cada uno con un 33,3% de las acciones.

Deudas actuales

El gobierno municipal de los comunes no había hecho referencia al asunto hasta que el Partido Popular de Barcelona le preguntó sobre el impacto económico actual y el potencial del Fórum. La respuesta, a la que ha tenido acceso Crónica Global, informa de que el Instituto de Cultura de Barcelona mantenía una deuda con la sociedad de 1.322.383,06 euros.

Dicho pasivo fue liquidado mediante dos ingresos. Se ejecutaron el 11 de septiembre de 2014 por un importe de 885.713,94 euros, y el 10 de julio de 2015. En ese momento, el consistorio abonó 436.668,96 euros. “Una vez saldada la deuda, ya no se mantiene ni se espera más relación económica con esta sociedad”, asegura el texto.

Sin noticias del Estado

Una portavoz del Ayuntamiento de Barcelona indica que “el consorcio a tres bandas que se organizó para el Fórum está en proceso de liquidación desde hace tiempo”. Encalla, según apunta, por culpa del Estado. El Gobierno de Mariano Rajoy todavía no ha designado a los representantes que deben estar presentes en el acto de cierre definitivo. “Perseguimos al Estado para que manden a alguien y nos dice que está al caer”, manifiestan las mismas fuentes. Pero este representante aún no ha llegado a Barcelona.

Mientras tanto, el recinto acoge ahora eventos variopintos: desde exposiciones de dinosaurios hasta macroconciertos, pasando por la Feria de Abril y la fiesta de la cerveza.