Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Un helicóptero en la zona del incendio de La Anoia, en la Cataluña central / EFE

Desalojadas casi 200 personas por el incendio de la Cataluña central

El fuego de la Cataluña central ha quemado, por ahora, unas 1.300 hectáreas

3 min

El incendio que comenzó este sábado en Santa Coloma de Queralt (Tarragona) y que este domingo afecta sobre todo a la comarca barcelonesa de Anoia ha obligadoa desalojar a 168 personas y ha quemado, por ahora, 1.295 hectáreas.

Los bomberos de la Generalitat han informado de que, a las 82 personas desalojadas a última hora de ayer sábado y la pasada noche, se han sumado esta mañana otras 86.

La mayoría, de masías y casas en el campo

46 de las personas desalojadas este domingo son residentes de masías del municipio de Sant Martí de Tous. También se ha desalojado una cuarentena de niños y monitores de la casa de colonias La Censada, de Santa Margarida de Montbui, que esta tarde regresarán a sus domicilios.

Las personas desalojadas ayer están acogidas en el edificio del ateneo de Sant Martí de Tous, en Santa Coloma de Queralt y en el local social de Santa Maria de Miralles, excepto muy pocos casos que han optado por ir a la casa de algún familiar. En su mayoría fueron desalojados de masías y casas aisladas de los citados municipios.

1.300 hectáreas quemadas

El Cuerpo de Agentes Rurales, por su parte, ha informado de que hasta las 14:00 horas de este domingo han ardido 1.295 hectáreas, de las 940 son de masa forestal; 350, agrícola; y 5, urbana. Un total de 856 hectáreas forman parte del espacio protegido del Sistema Prelitoral Central.

La gran mayoria de las hectáreas quemadas, 1.068, se encuentran en el municipio barcelonés de Bellprat; 70, en Les Piles; 48,5, en Santa Coloma de Queralt; 106,5, en Santa Maria de Miralles, y 2, en Pontils.

Avance sin control

Como preveían los efectivos que trabajan en la zona, el fuego avanza sin control y, si finalmente se abre mucho el flanco izquierdo del incendio, podrían estar comprometidas hasta 5.000 hectáreas.

Además de las 138 dotaciones terrestres de los Bomberos de la Generalitat, en la zona trabajan Agentes Rurales, Mossos d’Esquadra, policías locales, Guardia Civil, 26 dotaciones de la Unidad Militar de Emergencias (UME); Brigadas de Refuerzo en Incendios Forestales (BRIF), dieciocho medios aéreos, de los que nueve son del Ministerio de Transición Ecológica, Sistema de Emergencias Medicas (SEM), Cruz Roja, Protección Civil y Agrupaciones de Defensa Forestal (ADF).