Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Fachada del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC), que considera culpable al acusado de un atropello mortal en Cerdanyola / EP

Declaran culpable al acusado de un atropello mortal en Cerdanyola

El hombre se dio a la fuga tras embestir a la víctima en la salida de una discoteca en la que discutieron en julio de 2020, por lo que el TSJC lo considera culpable de un asesinato con alevosía

2 min

El jurado popular ha declarado culpable al acusado de un atropello mortal en la salida de una discoteca en Cerdanyola del Vallès (Barcelona) la madrugada del 12 de julio de 2020.

Según ha explicado el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) en un comunicado, el jurado lo considera culpable de un asesinato con alevosía y conducción sin permiso con atenuante de trastorno. Ahora, el magistrado presidente del alto tribunal deberá dictar sentencia.

Discutieron en la discoteca

En el escrito de acusación, explican que el 12 de julio de 2020, sobre las cuatro de la madrugada, el acusado presuntamente mantuvo una discusión con la víctima en el interior del local de ocio nocturno. El detenido, que no tiene antecedentes, le siguió posteriormente al exterior del establecimiento.

Tras una breve pelea, el acusado entró en su coche y presuntamente lo puso en marcha, tras lo que se dirigió a gran velocidad contra la víctima cuando ésta se marchaba caminando por la vía pública. “Movido por la intención de acabar con su vida o al menos conociendo las altas probabilidades de hacerlo, lo embistió de forma violenta”, sostiene el texto.

Piden 18 años de prisión

Tras lo ocurrido, el acusado presuntamente dio la vuelta y “volvió a arrollarlo por segunda vez, causándole de esta forma lesiones que le ocasionaron la muerte” tiempo después en el hospital. Seguidamente, el conductor se dio a la fuga, aunque agentes de la comisaría de Cerdanyola localizaron el vehículo y pudieron arrestar al presunto homicida.

La Fiscalía pide 18 años de prisión e inhabilitación absoluta por el tiempo de condena, además de la medida de libertad vigilada por cinco años.