Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Hombre dibujando banderas en el suelo / PEXELS

Los consejos de un políglota para aprender un idioma

Evitar malas costumbres y aprovechar todos los recursos ayudan en el aprendizaje de un idioma

4 min

Desde ya algunas décadas, el estudio de un idioma se ha convertido en un bien necesario para poder estar conectados a un mundo tan globalizado como el actual. Especialmente, el inglés, es la lengua que debe estar presente en la mente de millones de estudiantes, ya que de su conocimiento dependerá en gran medida tener una salida laboral acorde a sus conocimientos cuando terminen la formación superior.

En esta vida nada es fácil y nadie regala nada. Aprender un idioma requiere de constancia y esfuerzo, y nunca está de más tener en cuenta los consejos de un políglota para poder hacer que la tarea sea más sencilla, y aprovechar el tiempo de estudio en lo verdaderamente importante para llegar a la meta.

Trabajar por etapas

Una de estas personas, que tiene más de cinco idiomas entre sus conocimientos es Olly Richards. A través de una reciente entrevista con la plataforma Preply, da las claves de lo que se debe llevar a cabo en las primeras etapas para poder alcanzar el objetivo de tener pleno conocimiento de un idioma, en este caso el inglés.

Comenzar con diálogos breves y muy asequibles debe ser ese punto de partida para que el estudiante vaya familiarizándose con sonidos y expresiones inglesas. Poco a poco se deberá incrementar la carga de trabajo y los conceptos analizados, de esta manera de forma cómoda y sencilla cada día se experimentará cierto progreso.

Evita malas costumbres y aprovecha la tecnología

La concepción de traducir todo a la lengua nativa, es un hecho que cualquier estudiante debe tener en cuenta, pero para tratar de no hacerlo. Según en palabras del políglota, “esto no trae ningún beneficio”, sino todo lo contrario, un perjuicio en el aprendizaje que será muy difícil de erradicar si se ha cogido como costumbre.

Aprovechar la experiencia que ofrecen las nuevas tecnologías, puede ser una muy buena opción. Visionar películas y series de televisión en el idioma que se está estudiando, puede ayudar al alumno a adquirir expresiones, ampliar vocabulario o simplemente adaptar el oído a diálogos más rápidos y diversos. Las plataformas de streaming brindan esta oportunidad que no debe dejarse de lado, ya que hace algunas décadas esta posibilidad no existía para implantarla dentro del ámbito educativo.

Libros y revistas

A medida que pasen las semanas, se deben ir incorporando la lectura de títulos literarios o de revistas. Aunque en estos casos, la comprensión del texto no sea completa, facilitará al estudiante en cuestión una soltura que le será útil para seguir profundizando mucho más en el conocimiento.

Siempre es bueno seguir la opinión de los expertos, y en el caso de el aprendizaje de un idioma este postulado no queda al margen. El mundo actual exige el conocimiento de idiomas, por lo que es conveniente empezar cuanto antes a profundizar en el tema.

 

--

External Content