Menú Buscar
Atropello en Andorra a un grupo de jóvenes / CG

El 'conductor asesino' que atropelló dos veces a sus víctimas

Un tribunal andorrano condena al detenido a 15 años de cárcel y exonera de culpa a la compañía de seguros

3 min

El Tribunal de Corts andorrano, equivalente a la Audiencia Nacional, ha condenado a 15 años de cárcel a un ciudadano portugués que el 14 de diciembre de 2013 atropelló de forma deliberada y en dos ocasiones consecutivas a un grupo de jóvenes con los que, sólo segundos antes, había mantenido una discusión que desembocó en una pelea.

El tribunal le imputa dos delitos de asesinato en grado de tentativa y otro de conducción bajo los efectos de bebidas alcohólicas.

Atropello múltiple

Imágenes del atropello en Andorra a un grupo de jóvenes / CG

Los hechos ocurrieron a las cinco de la madrugada en las inmediaciones de la rotonda de la Vila d'Erts, de Andorra. El acusado, influido por los efectos del alcohol​, sufrió un accidente de circulación al chocar contra otro vehículo. El accidente no provocó heridos, pero sí el enfado de ambos conductores, que se enzarzaron en una fuerte discusión.

Sólo cinco minutos después, dos coches ocupados por amigos de la víctima del accidente se personaron en el lugar de los hechos. De ellos salieron ocho jóvenes que, tras increpar al acusado, le propinaron una paliza de la que a duras penas se pudo desembarazar.

Un paso atrás, para coger carrerilla

Magullado, logró introducirse de nuevo en su coche y salió a toda prisa de la zona. Pero, según se puede ver en las imágenes que aporta Crónica Global, no lo hizo para huir sino para tomar carrerilla, regresar al lugar de los hechos y arrasar, literalmente al grupo de jóvenes con los que acababa de discutir. No sólo eso: a continuación efectuó la misma maniobra y, de nuevo a toda velocidad, volvió a pasar por encima de los heridos tras lo que, ahora sí, se dio a la fuga.

Minutos después, la policía andorrana le detuvo.

Una cámara de seguridad situada en la vía pública captó el momento de dichos atropellos. Su visionado en el juicio ha sido uno de los principales elementos que han llevado al tribunal a dictar sentencia condenatoria.

La compañía de seguro obligatorio del coche que utilizó el condenado para perpetrar los atropellos ha sido exonerada de cualquier responsabilidad porque se trata de una actuación criminal que nada tiene que ver con la cobertura para la que fue suscrita la póliza.