Menú Buscar
Sede del Ilustre Colegio de Abogados de Barcelona / CG

El Colegio de Abogados de Barcelona, denunciado ante la Inspección de Trabajo

El comité de empresa considera que se han vulnerado los derechos de los trabajadores tras la negativa de la dirección de la entidad a aclarar si alguno de sus miembros ha cobrado 'bonus'

3 min

Los trabajadores del Ilustre Colegio de Abogados de Barcelona (ICAB) han presentado una denuncia en la Inspección de Trabajo contra la dirección de esta institución por supuesta vulneración de sus derechos laborales. El malestar de los empleados del ICAB, cerca de 200, arranca de la sospecha de que al menos seis miembros de la dirección del Colegio habrían cobrado bonus de entre 5.000 y 10.000 euros que, en realidad, debían ser repartidos entre los trabajadores. El comité de empresa ha pedido información al respecto a la dirección del ICAB y, ante la falta de respuesta, han decidido acudir a la Inspección de Trabajo.

El abogado del comité de empresa, Ricardo Morante, ha confirmado a Crónica Global la presentación de esta denuncia, en la que se informa de la vulneración de tres derechos laborales: a la información, ya que no se ha atendido a los requerimientos de los trabajadores; a la representación, pues se ha menospreciado la labor del comité de empresa, y a la tutela judicial efectiva. En este sentido, el letrado explica que algunos de los trabajadores han recibido presiones y amenazas de retirada de complementos salariales. Fuentes del ICAB niegan, en declaraciones a este medio, que se hayan vulnerado esos derechos y explican que ambas partes están en un proceso de negociación sobre esos pluses salariales, por lo que, alegan, no se pueden dar más detalles.

Negociación del convenio

Los empleados del ICAB tienen su sueldo congelado, por lo que en la negociación del convenio del año pasado, se acordó dedicar el excedente de los ingresos del Colegio a pagar bonus o complementos a los trabajadores. Sin embargo, el comité de empresa tiene la sospecha de que miembros de la dirección del ICAB se habrían quedado con parte de esos beneficios, que oscilarían entre 5.000 y 10.000 euros. Por eso se decidió pedir información a los supuestos beneficiarios, pero al no obtener ningún tipo de respuesta, se ha decidido presentar denuncia en la Inspección de Trabajo.

Esta denuncia se produce en vísperas de que se celebren elecciones en el ICAB, previstas para el 28 de junio. El actual decano, Oriol Rusca, no se presenta a la reelección. Entre los candidatos con más posibilidades está Eugènia Gay y Jordi Pintó.