Menú Buscar
Ancianos de paseo / CG

El club de españoles centenarios superará este año los 20.000

Las personas con más de 100 años se han multiplicado por cuatro en una década; las mujeres cuadruplican a los hombres

6 min

Durante siglos, las personas que pasaban el umbral de los cien años se convertían en leyenda. Y, más allá de los 110, en mito. En el 2016, nada menos que 17.423 españoles han cumplido la centuria. En los próximos 12 meses, superarán los 20.000, según las previsiones del INE. Una cifra que equivale, por ejemplo, a la población de Manlleu (Barcelona), Calatayud (Zaragoza) o Algete (Madrid).

Las cifras muestran un crecimiento espectacular desde 1975. Entonces, la única estadística o manera indirecta de contarlos eran las defunciones: 457. En 2015, fallecieron 5.000. Casi diez veces más. Si se toman sólo los últimos diez años, las personas con un siglo de vida a sus espaldas en España se han multiplicado por cuatro, y los mayores de110 años, por 20.

BACHE EN 1985

El aumento ha tenido sus curiosos vaivenes. Por ejemplo, se moderó en 1985. A partir de ese año y hasta el 2000 se registró un descenso continuado, desde 3.666 a sólo 1.998, que alarmó a los responsables del sistema sanitario.

¿A qué se debió este bache? Los estadísticos lo atribuyen a la desaparición relativa de las cohortes de la Guerra Civil ya con una edad madura, sobre todo de mujeres. La recuperación vino rápida con la incorporación a esta edad de generaciones posteriores, y en particular de las que se han beneficiado en mayor medida de las mejoras sociales y sanitarias practicadas a partir del 2000.

No obstante, una de las razones más visibles de la crecida de centenarios se corresponde con el aumento de la población de un 12% desde el 2002. También han contribuido el millar largo de extranjeros mayores que han buscado las costas. Pero, sobre todo, el factor que más influencia ejerce se relaciona con la esperanza de vida.

MUJERES CAMPEONAS

Por esta causa, la mayor parte de esta población siguen siendo mujeres. Una parte de ellas también procede de la Guerra Civil, en la que tenían una media próxima a los 18 años de edad. Pero estadísticamente, como destaca la OMS, las mujeres españolas son de las que viven más años en el mundo (85,5 años), tan solo por detrás de las japonesas y las singapurenses.

Los hombres solo llegan a una media de 80,1 años. Resultado: el aumento estadístico de centenarios varones tan sólo ha ascendido en 3.090 casos desde 2002 (cuando había 944) hasta los 4.034 de ahora. Las mujeres han pasado de 3.324 a las 13.390 actuales. Nada menos que cuatro veces más.

El lugar de residencia de los centenarios ya no ofrece sorpresas. Lo encabezan las provincias más pobladas, Madrid  (2.286) y Barcelona (1.778), y con más medios. Es lógico, aunque Ourense y Soria son las provincias con población más centenaria según la densidad demográfica. Solo en ellas se llega a una persona de cien años por cada mil habitantes.

CÓMO LLEGAR

¿Cómo llegar a centenario? La clave, según los expertos, es llevar una vida sana, tener familiares longevos y un poco de suerte. María Blasco, directora del Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas, asegura que nuestra salud y longevidad, según varios estudios internacionales con la participación de gemelos univitelinos, depende en un 20% de la genética y un 80% de la vida que llevemos.

En este porcentaje se incluyen la ciudad en que se vive y enemigos como el estrés laboral (por ejemplo, un jefe tóxico) o emocional. “Y la suerte o la mala suerte que has tenido, dónde has estado, qué has hecho y cosas que no decide uno, como sufrir un accidente o la muerte de un hijo”, apunta la científica.

Tras analizar a 118 ancianos de 100 años, la Sociedad Española de Cardiología considera decisivo tener "un corazón bastante fuerte". ¿Cómo? La gran mayoría mostraba hábitos saludables, sin tabaco ni otros excesos. Eran personas activas hasta bien entrada la vejez y buena parte tenía o había tenido algún familiar de 90 años o más.

Rita Levy Montalcini, neuróloga prestigiosa y Premio Nobel de Medicina 1986, aseguraba que trabajando mucho se estiraba la vida. Le daba pena ver tantos jubilados con el cerebro atrofiado por falta de uso. “Hay que usarlo hasta el final. Eso alarga la vida”, decía. Murió en el 2012 con 103 años.

RÉCORDS Y FUTURO

El récord mundial de longevidad lo sigue teniendo la francesa Jeanne Calment (izq. arriba), fallecida en 1977 con 122 años y 164 días. En hombres nadie ha superado al estadounidense de origen danés Christian Mortensen (izq. abajo). Llegó a los 115 años y 252 días. En España, el máximo de vida que se ha verificado fue una andaluza en 1996 con 114 años y 220 días.

Los expertos creen que estas marcas pueden superarse. Tendrán a su favor un mayor número de participantes. Las proyecciones del INE casi asustan: para el 2030, los centenarios superarán los 50.000 y, dentro de medio siglo, serán ya más de 370.000.