Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Ayuntamiento de Tarragona / CG

Los bares de la Font de Tarragona denuncian al ayuntamiento por prohibir las terrazas en Santa Tecla

Los locales han presentado un contencioso contra el consistorio por impedir servir en interior y exterior durante las fiestas el 19, 22 y 23 de septiembre

3 min

Los bares de la Font de Tarragona denuncian al ayuntamiento por prohibir las terrazas en Santa Tecla

Las fiestas de Santa Tecla en Tarragona, que se celebran anualmente alrededor del 23 de septiembre, provocarán cierres de comercios que esperaban hacer su particular agosto los últimos días de este mes. Alrededor de una veintena de bares de la plaza tarraconense de la Font --donde se encuentra el consistorio-- han denunciado al ayuntamiento por la prohibición de instalar terrazas los días fuertes de la celebración popular.

Los locales pedían, en el contencioso presentado ante la jueza, “medidas cautelarísimas” para que se paralizara el cierre del servicio tanto en exterior como en interior. Algo que la magistrada ha desestimado y ha dado tres días de audiencia al ayuntamiento.

Indemnizaciones

“Las medidas cautelarísimas se aplican cuando no hay otro modo de indemnización, por lo que entendemos que los locales tendrán derecho a la misma”, ha explicado el abogado de los negocios afectados, David Rocamora. De hecho, los bares creen que podrán optar a este dinero municipal, por el hecho que las alegaciones que presente el ayuntamiento “llegarán una vez pasadas las fiestas”.

Rocamora ha asegurado que pedirán “las indemnizaciones pertinentes”. El letrado asegura que el ayuntamiento habría “expropiado la plaza de la Font en plena Santa Tecla”. No obstante, el consistorio ha asegurado que propuso otro modelo de negocio a los bares para las fiestas patronales.

“Interpretación poco solidaria”

El Ayuntamiento de Tarragona, bajo el mando del republicano Pau Ricomà, ha asegurado que instalaron mesas en la plaza para las fiestas de Santa Tecla. De hecho, la regidora de cultura, Inés Solé (CUP), ha sido más dura y ha remarcado que el “compromiso” de los locales era que “les darían servicio --a las terrazas plantadas por el consistorio--, no nos comunicaron que dejarían de prestarlo”.

Ricomà ha lamentado que “una interpretación poco solidaria con la ciudad oscurezca el buen trabajo de tantas entidades”. La regidora cupaire ha remachado las declaraciones del alcalde de Tarragona y ha atacado a los restauradores: “Hemos dejado de hablar de número de muertos para hablar de cómo distribuimos los bares y nos enriquecemos”.