Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Estado en el que quedó el coche del conductor acusado de matar a dos motoristas en Lleida / MOSSOS

La Audiencia de Lleida deja en libertad con cargos al conductor que mató a dos motoristas

El tribunal considera que no hay riesgo de fuga y anula de esta forma la decisión del Juzgado de Guardia del pasado 20 de septiembre

2 min

La Audiencia de Lleida ha dejado en libertad con cargos al conductor que atropelló a dos motoristas de 41 y 39 años en Lleida y a continuación huyó del lugar. El tribunal no ve riesgo de fuga, aunque si que le obliga a tener que presentarse cada 15 días ante los juzgados. Además, dado la naturaleza del caso, le prohíbe conducir. De esta forma, se anula la decisión del Juzgado de Instrucción de Guardia de Lleida, que decretó su ingreso en un centro penitenciario de forma provisional, comunicada y sin fianza el pasado 20 de septiembre.

El tribunal considera que no existen los condicionantes necesarios para establecer un encarcelamiento preventivo, una medida “que vulnera los derechos fundamentales”, razona la Audiencia de Lleida. La anulación de la decisión judicial previa se ampara en que el acusado “asume la responsabilidad de los hechos, carece de antecedentes penales y ostenta arraigo para no sustraerse a la acción de la justicia”.

Parte delantera destrozada

Los hechos ocurrieron el pasado viernes 18 de septiembre, en la autopista A-22, cuando el conductor arrolló a las dos víctimas de 41 y 39 años, y siguió sin detener. Sin embargo, una patrulla de los Mososs parada en una gasolinera próxima vio que el vehículo circulaba a baja velocidad y con una rueda pinchada.

Tras pararlo, vieron que tenía toda la parte delantera del coche destrozada por un fuerte impacto. A continuación, le realizaron la prueba de alcoholemia, que dio positivo con una tasa de 0,83 mg/l​. En el transcurso de la intervención policial, otro conductor informó a los agentes de que había visto las consecuencias de un accidente en la A-22. Los agentes se dirigieron al lugar, donde hallaron los cadáveres de las víctimas. En la misma zona estaba la moto en la que viajaban los fallecidos, completamente destrozada, y la matrícula del coche del conductor responsable del accidente.