Menú Buscar
Aspecto exterior del local donde se están haciendo las reformas para abrir el nuevo restaurante en Madrid.

Amparito Roca abrirá un lujoso restaurante en Madrid

Un local afamado de Guadalajara, especializado en cocina excelente y sin estrellas, aterriza en el barrio más pijo de la capital

Jorge de Lorenzo
2 min

El letrero del Amparito Roca, uno de los restaurantes preferidos del rey Juan Carlos, ya luce en la fachada de la calle Juan Bravo de Madrid. Este otoño, tras el éxito cosechado en Guadalajara, donde fue inaugurado hace 22 años, abrirá en pleno barrio de Salamanca.

El chef Jesús Velasco Moreno supervisa la reforma del local, ocupado antes por el restaurante Higinio’s, propiedad de la familia del expresidente de la CEOE, Gerardo Díaz Ferrán. Su yerno Higinio Aldaz, que figura en la lista de morosos de Hacienda, lo clausuró de la noche a la mañana, dejando varios impagados.

Un negocio familiar en expansión

“Abriremos en octubre”, confirma el afamado chef a Crónica Global. Jesús Velasco, que asegura desconocer a los anteriores inquilinos, la familia del convicto Díaz Ferrán, negoció directamente con la propiedad, la inmobiliaria Agora, para establecerse en lo más chic de Madrid.

Esta será su gran apuesta tras ver crecer de forma imparable lo que califica como “un negocio familiar”. Además del Amparito Roca, el chef Jesús Velasco controla a través de varias sociedades, según datos del registro mercantil, y con otros socios, el Mombasa Café y Camerino Café, ubicados también en Guadalajara, y el Hanoi House en Alcalá de Henares.

Un viejo amigo del Rey

Durante la fiesta de la Hispanidad de 2014, el rey Juan Carlos fue uno de los grandes ausentes. Según reveló El Confidencial, mientras su hijo presidía por primera vez el desfile militar, él salió a comer. El Rey padre se desplazó hasta Guadalajara para degustar los exquisitos platos que cocina un gran amigo suyo, el chef Jesús Velasco, del restaurante Amparito Roca. Puestos en contacto con el establecimiento nos confirman la asistencia del monarca aunque se niegan a dar más detalles. "Vengo a ver a un viejo amigo”, les dijo.