Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Tres imágenes de las amenazas de Said H, buscado por la policía, contra los Mossos d'Esquadra de Sant Feliu de Guíxols / CG

"Ojalá los matara": las palabras del joven buscado por amenazar a los Mossos

La policía catalana reclama a Francia la entrega de S.H. por asegurar que dispararía con kalashnikov contra una comisaría de Girona

3 min

"Todos para mí, ojalá los pudiera matar". Estas son las amenazas contra los Mossos d'Esquadra de un joven, S.H., a quien la policía catalana busca por asegurar que dispararía con un Kaláshnikov contra una comisaría del cuerpo de seguridad de Sant Feliu de Guíxols (Girona).

El ciudadano de 25 años, nacido en Marruecos, ha recalado en la lista de buscados de los Mossos después de proferir graves amenazas de muerte contra los efectivos policiales desde su cuenta de Snapchat después de ser detenido en la ciudad costera catalana el 15 de enero. La policía autonómica lo reclama a Francia, donde el ciudadano tiene antecedentes por requerimiento policial. También se le busca en Países Bajos, donde quebrantó, han precisado fuentes policiales, una denegación de entrada al Espacio Schengen.

Los Mossos investigan

Preguntado por la cuestión, un portavoz de Mossos ha indicado que les constaba la grabación y han avanzado que la situación ha generado una investigación.

Otras fuentes policiales han detallado que el hombre fue arrestado acusado de un delito de atentado contra agente de la autoridad en Sant Feliu de Guíxols (Girona) el viernes, 15 de enero. Fue tras su detención y puesta en libertad con cargos que el individuo profirió amenazas contra la sede policial y los coches aparcados frente a la misma. Especialmente preocupante fue la mención a una metralleta tipo Kaláshnikov que hizo el sospechoso.

Durante su arresto, un familiar cercano de S. aseguró que el joven residía en Platja d'Aro, otro municipio situado en la Costa Brava.

En el sistema Schengen

Fue a raíz de los exabruptos potencialmente delictivos del joven en Snapchat cuando los Mossos comenzaron a tratar de localizarle de nuevo. Fuentes cercanas a la investigación han subrayado que el súbdito marroquí figura en el sistema Schengen Information System (SIS) con el que las policías de los estados miembros de la unión aduanera comparten información.

Los agentes temen no solo que el hombre pudiera llevar a cabo sus amenazas, sino también intentar lastimar a efectivos de otras fuerzas y cuerpos de de seguridad del Estado (FCSE).