Menú Buscar
Una joven que sufre trastornos alimentarios / ISTOCK

Alertan del agravamiento de casos de trastornos alimentarios durante la reclusión

Ausencia de terapias presenciales y el aumento de la ansiedad perjudican a los enfermos con anorexia y bulimia

2 min

La reclusión ha agrabado los casos de Trastornos de la Conducta Alimentaria (TCA). Así lo ha alertado este miércoles la Asociación contra la Anorexia y la Bulimia, ante la imposibildad de llevar a cabo terapias presencias y, síntomas asociados al confinamiento como irritabilidad y ansiedad, que dificultan la recuperación de los enfermos.

"Las consultas que estamos recibiendo tienen que ver con proporcionar pautas de actuación, orientación y acompañamiento emocional para que --los afectados-- sean capaces de gestionar la dinámica familiar de la mejor manera posible", ha explicado la directora de la asociación, Sara Bujalance.

Apoyo a los que viven solos

Desde la entidad también están centrando la atención en personas que viven solas y que, por lo tanto, "necesitan un apoyo extra para que no se sientan solas y puedan trabajar la motivación para superar el trastorno", ha señalado Bujalance.

"La anorexia y la bulimia son enfermedades que afectan a 1 de cada 20 chicas", ha añadido y ha subrayado la importancia del seguimiento y el apoyo que necesita recibir este colectivo durante esta crisis sanitaria.

Recursos sanitarios

Ante las dificultades en estos momentos para acceder a los recursos sanitarios que las pacientes necesitan, la madre de una joven que atiende la asociación, Bàrbara Alcaide, ha afirmado que "se hace muy difícil convivir con el trastorno" y ha asegurado que su hija "tiende al aislamiento y a no querer hablar de cómo se siente".

Con el objetivo de prestar una mejor atención, la asociación ha elaborado un manual junto con el Hospital Sant Joan de Déu para abordar los TCA durante el confinamiento, que ya está a disposición de las familias.