Menú Buscar
Oposiciones públicas en imagen de archivo / EFE

Más de 200 suspendidos en las oposiciones-chapuza del ICS aprueban tras el recálculo

La aplicación de la sentencia que obligaba a Salud a recalcular todas las notas expulsa de su puesto de trabajo a siete enfermeros que habían aprobado

15.02.2017 00:00 h.
3 min

Las oposiciones de enfermería del Institut Català de la Salut (ICS) de 2010 han sido reformuladas. La empresa que gestiona la sanidad pública catalana ha terminado el proceso de recálculo de las notas de todos los aspirantes, después de que una sentencia del Tribunal Supremo anulara 10 de las 90 preguntas de la prueba.

Los nuevos resultados han supuesto cambios: más de 200 candidatos que habían suspendido tienen ahora la nota aprobada y siete de los que habían obtenido una plaza en 2010 la van a perder a causa de los cambios introducidos en el examen. En total, 352 aspirantes fueron “aptos” contando las 90 preguntas. Una vez restada la puntuación correspondiente a las respuestas anuladas, el grupo ha crecido hasta 554.

Fuentes del ICS puntualizan que, contando las plazas de promoción interna y de turno libre, la diferencia entre los aprobados en 2010 y los que lo hacen ahora en bloque es de 171 personas: 401 aprobados hace siete años en relación a los 572 actuales. Como ya indicaba el auto, estos cambios en la plantilla tendrán efectos económicos, y es que los trabajadores que accedan ahora a sus plazas deberán recibir la parte proporcional del sueldo y las carreras profesionales que dejaron de recibir todos estos años.

Prueba de catalán

En su momento, quedaron plazas vacantes, ya que no aprobaron tantos opositores como para cubrirlas todas; quedaron unos 240 puestos sin ocupar. Sin embargo, todavía no es definitivo que los nuevos aprobados consigan una plaza. Antes tienen que presentarse a una prueba de catalán, que tendrá lugar el 18 de marzo.

Si los aspirantes acreditan que tienen, al menos, el nivel C de catalán, o que habían conseguido una plaza a través de un proceso de selección en el ICS con anterioridad, no tendrán que someterse a la prueba. Así lo ha anunciado el tribunal calificador de la convocatoria en un documento en el que incluye una lista con los nuevos aptos.

Pérdida de plaza

La otra cara de la moneda son las siete personas que suspenden la oposición con los cambios y perderán la plaza que habían ganado en 2010. Aunque no está especificado, fuentes del sector explican que lo lógico es que continúen prestando servicios al ICS como interinos. Si quieren reclamar, no lo tendrán fácil.

El abogado que defendió a los 29 candidatos denunciantes, Andreu Sunyer, explica que lo más conveniente sería que se hubieran personado al procedimiento de ejecución de sentencia para intentar no perder su plaza. En caso de que no lo hicieran, la opción que les queda es presentar una reclamación de responsabilidad patrimonial por el perjuicio que les puede suponer perder la plaza.