Menú Buscar

UPyD podría hacerse con la llave de la gobernabilidad en España

El PP repetiría como partido más votado en unas elecciones generales, pero quedaría lejos de la mayoría absoluta, según una encuesta de La Vanguardia. Rajoy podría seguir al frente del Gobierno con el apoyo de los diputados de Rosa Díez, que multiplicaría por cinco su representación en el Congreso. Un sondeo de El País, en cambio, apunta que el PSOE habría adelantado al PP en intención de voto.

08.09.2013 16:51 h.
6 min
Sondeo de Feedback para 'La Vanguardia' sobre intención de voto
Redacción
El PP volvería a ganar las elecciones generales si se realizasen hoy mismo, con 153 diputados, aunque quedaría lejos de la mayoría absoluta, fijada en 176 escaños (actualmente tiene 186).

Sin embargo, moderaría la caída en intención de voto que han venido reflejando las encuestas de los últimos meses, según un sondeo publicado este domingo por La Vanguardia, basado en 1.500 encuestas telefónicas realizadas entre el 2 y el 6 de este mes.

Por su parte, el PSOE perdería 12 escaños, pasando de los 110 actuales a 98, y seguiría lejos de conseguir consolidarse como alternativa de gobierno (se quedaría con 55 diputados menos que el PP). En cambio, IU-ICV experimentaría una sustancial subida, elevando su representación actual en el Congreso desde 11 a 37 diputados.

El resultado más significativo del sondeo es que UPyD quintuplicaría sus escaños actuales y duplicaría su porcentaje de voto, pasando de 5 a 25 diputados y del 4,7% al 9,6% de los votos. Este dato supone que la formación liderada por Rosa Díez tendría la llave para permitir al PP seguir al frente del Gobierno, puesto que la suma de los escaños de ambas formaciones alcanzaría los 178 asientos, dos por encima de la mayoría absoluta.

CiU cae y ERC confirma su tendencia al alza

Por su parte, CiU registraría un descenso de 16 a 13 diputados (del 4,2% al 3,4% de los votos), lo que le alejaría de la posibilidad de actuar como bisagra de los dos grandes partidos de ámbito nacional cuando no tienen mayoría absoluta.

ERC disfrutaría de una importante subida, de 3 a 7 escaños, y del 1,1% al 2,1% de los votos. Mientras que el PNV repetiría los 5 escaños actuales, y Amaiur podría perder 1 de los 7 que tiene.

En Cataluña, la estimación indica que, pese a la caída de CiU (de 16 a 13 escaños), el PSC no conseguiría recuperar el liderazgo en unas generales, puesto que caería de 14 a 12 diputados y se quedaría a uno de los nacionalistas.

El PP perdería 3 de sus 11 escaños actuales, pero mantendría el tercer lugar en el ranking de la Comunidad, con un diputado más que los 7 de ERC. ICV subiría de 3 a 5 escaños. Y la gran sorpresa la protagonizaría UPyD, que podría sumar un 5% de los votos y conseguir sus dos primeros diputados en Cataluña, ambos por la provincia de Barcelona.

El PSOE adelanta al PP, según El País

Otra encuesta publicada también este domingo por El País, en cambio, ofrece unos resultados sustancialmente diferentes a los de La Vanguardia. Según un sondeo a 1.313 personas realizado por Metroscopia los pasados 4 y 5 de septiembre, el PSOE adelantaría al PP en intención de voto en unas elecciones generales por primera vez en la actual legislatura.

En concreto, los socialistas contarían con un 30,5% de los votos (1,8 puntos más que en las pasadas autonómicas) frente al 30,1% de los populares. Esta encuesta también augura una espectacular subida de UPyD, con un 9% de intención de voto.

Poco informados sobre las consecuencias de una secesión

En relación a la deriva secesionista protagonizada por el presidente de la Generalidad, Artur Mas, el 54% de los entrevistados en Cataluña ve "pocas o nulas probabilidades" de que se produzca una secesión "en un futuro más o menos cercano" (cifra que sube al 73% entre los encuestados del resto de España), mientras que el 40% lo ve "posible" (el 18% en el resto del país).

El 51% de los sondeados en Cataluña no ve "acertado" el planteamiento independentista de Mas (el 72% en el resto de España), frente al 41% que lo apoya (el 15% en el resto del país). El 55% de los encuestados en Cataluña opina que cualquier Comunidad Autónoma "tiene el derecho a decidir unilateralmente" la independencia (el 41% cree que no), mientras que el 73% de los entrevistados en el resto de España opina lo contrario.

El 48% de los encuestados en Cataluña cree que el Gobierno debería "aceptar el resultado y negociar la forma de llevar a cabo el proceso de independencia" en caso de que se celebrase un referéndum en Cataluña y ganasen los partidarios de la secesión; el 39% cree se debería "negociar" con la Generalidad "un nuevo marco constitucional más favorable para Cataluña para que le resulte preferible mantenerse en España"; y el 10% opta por "rechazar el resultado e impedir la independencia utilizando todos los medios y recursos posibles". En el resto de España estas cifras se sitúan en el 27%, 35% y 30%, respectivamente.

Además, el 63% de los encuestados en Cataluña considera que "los ciudadanos catalanes no están suficientemente informados de todas las consecuencias reales que para Cataluña supondría independizarse de España" (el 74% en el resto del país).

Por último, el 49% de los entrevistados en Cataluña dice que "en principio" votaría a favor de la secesión de Cataluña en el hipotético caso de que se celebrase un referéndum independentista. En cambio, si la secesión supusiese la salida de Cataluña de la Unión Europea, los partidarios de la independencia bajarían al 41% y los detractores aumentarían al 44%.

¿Quiere hacer un comentario?