Menú Buscar

Tsipras ha tenido que aceptar la presencia del FMI en el programa del rescate

El fondo de privatizaciones de patrimonio grego con el que restar deuda y facilitar liquidez ha sido el último escollo de las negociaciones.

13.07.2015 11:16 h.
3 min
Angela Merkel fue la primera jefe de Gobierno en dar su versión del acuerdo con Grecia
Redacción

Los jefes de Estado y de Gobierno de la eurozona han logrado este lunes un acuerdo sobre el futuro de Grecia, que abre la vía a la negociación de un tercer rescate para la economía griega a cambio de una estricta condicionalidad, que incluye reformas inmediatas y "mucho más duras", en palabras de un alto funcionario.

Los jefes de Estado y de Gobierno del euro han retirado del texto final la amenaza de una salida temporal del euro de Grecia si no concluían con éxito las negociaciones.

Las condiciones de Alemania

"Como ha funcionado el plan A, no ha hecho falta el plan B", ha zanjado la canciller alemana, Angela Merkel, en una rueda de prensa, en la que ha asegurado que Berlín no trató de imponer este escenario a Atenas, sino que se trataba de una propuesta que los griegos no quisieron aceptar.

Entre las principales concesiones de Tsipras está la aceptación de reformas más exigentes que las que rechazaron los griegos en el referéndum, por lo que fuentes del Gobierno heleno recuerdan que el primer ministro no tiene mandato para ir tan lejos y debe someter el resultado a los parlamentarios.

El fondo de privatizaciones,  el último escollo

La participación del FMI, que Atenas ha intentado sin éxito vetar, está asegurada en el nuevo programa, aunque no se ha aclarado de qué modo. Otro escollo hasta el último momento, según las fuentes consultadas, ha sido el fondo de privatizaciones que finalmente se creará en Grecia para vender bienes públicos por valor de 50.000 millones de euros, con la idea de reducir parte de la deuda.

Este fondo, que quedará bajo la supervisión de las instituciones europeas, es también una imposición de Alemania, a la que se resistían las autoridades griegas porque dudan de que se puedan movilizar más de 17.000 millones de euros. El FMI tampoco considera realista la cifra y apuntaba a 7.000 millones de euros al año, según fuentes europeas.

La unanimidad europea

El acuerdo se ha logrado por "unanimidad" de los 19 países del euro y contempla un paquete de medidas "serias" y un apoyo financiero, según ha indicado el presidente del Consejo y presidente de las cumbres del euro, Donald Tusk, en una rueda de prensa.

El anuncio ha trascendido primero a través de los perfiles de varios primeros ministros en Twitter, minutos antes de que abrieran los mercados europeos a las nueve de la mañana. Las bolsas han reaccionado tímidamente. Poco después de las 11, ya más animado, el Eurostoxx se acercaba a una ganancia del 2%.

"En este compromiso no hay vencedores ni vencidos", ha asegurado el presidente del Ejecutivo comunitario, Jean-Claude Juncker, que en los últimos meses jugó un papel de mediador, pero que ha estado ausente en las varias reuniones restringidas entre Tusk. Merkel, Tsipras y Hollande durante la madrugada del lunes.

Comentar
Antoni Ferret 25/08/2015 - 11:11h
1) La notícia és deficient, en comparació amb la del diari Público. / 2) Hi ha un gran interrogant, que és QUINES són les noves concessions que el Govern grec ha fet. / 3) Falta saber què decidirà el Parlament grec. / 4) Hi ha un nyap gros: diu "vender bienes públicos por valor de 50.000 euros". Home, si fossin 50.000 euros rai...
Antoni Ferret 25/08/2015 - 11:11h
La presència de l'FMI és absurda, però és una cosa secundària.
fereyes 25/08/2015 - 11:11h
Al final, el farol del referéndum le ha salido fatal a Tsipras y ha tenido que claudicar. Seguramente se pensaba que Europa se iba a asustar ante el Grexit y con el vértigo iba a conseguir mejores condiciones y al final, viendo que no sólo no había vértigo sino que había algunos países muy dispuestos a darle el empujoncito final a Grecia, han tenido que echar marcha atrás y aceptar unas condiciones todavía peores que las anteriores. Es lo que tienen los gobiernos formados por aprendices de brujo.
Marino 25/08/2015 - 11:11h
Nadie que deba dinero puede hacer un ejercicio de soberanía. Ni individual ni colectivamente. Está en manos del otro. La Comisión se jugaba la autoridad y Txipras puso a los griegos a respaldarle (nadie convoca un referéndum para perderlo), creyendo que la UE no llevaría a cabo las previsibles consecuencias. Ahora ha tenido que aceptar, a falta de ratificación por el Parlamento y con altísimo riesgo de ruptura en el Partido y la sociedad, un acuerdo peor sobre el papel. Grecia va a perder patrimonio, es decir los griegos y con ellos todos los europeos serán/emos mas pobres. Necesitamos terminar de construir la UE para que manden los políticos y no sigan al servicio de los ricos. En el entorno de Podemos se dice que la culpa es de la UE por no controlar en su día. Tendrá culpa por no controlar pero no por dilapidar, malgastar o hacer trampas en las cuentas. Y que no se diga que por democráticos se les ha castigado. Se les habrá castigado pero no por demócratas. No lo han sido.
¿Quiere hacer un comentario?