Menú Buscar

Investigan a Sandro Rosell por su presunta implicación en la compra de votos para el Mundial de Qatar 2022

Antonia Wigand Teixeira, hija del ex directivo de la FIFA Ricardo Teixeira, figura como la destinataria de un transferencia de dos millones de libras supuestamente realizada por el ex presidente azulgrana, según sostiene Daily Telegraph.

19.04.2014 19:11 h.
3 min
Ricardo Teixeira y Sandro Rosell
Redacción / Agencias

El ex presidente del F.C. Barcelona Sandro Rosell ha sido señalado este sábado por una presunta transferencia de dos millones de libras (2,4 millones de euros) a la cuenta bancaria de la hija del ex representante del Comité ejecutivo de la FIFA y ex presidente de la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF), Ricardo Teixeira.

Antonia Wigand Teixeira, por entonces menor de edad, aparece como la destinataria de ese pago supuestamente realizado por Rosell, según relata el diario británico Daily Telegraph, en cuya investigación se recuerda que el ex presidente azulgrana, otrora director de marketing de Nike en Latinoamérica, "tuvo una larga relación" con el ex directivo brasileño, a la sazón jefe del Comité Organizador Local (COL) del Mundial de fútbol de Brasil hasta que renunció a su cargo hace dos años tras ser investigado por distintos casos de corrupción.

"Esta revelación [las relaciones entre Rosell y Teixeira] planteará cuestiones sobre las finanzas de algunos de los oficiales de la FIFA que participaron en la decisión de conceder a Rusia y Qatar los torneos de 2018 y 2022", estima el Daily Telegraph.

La presunta influencia de Rosell en la elección de Qatar

"La transferencia a la hija de Teixeria, que tiene una cuenta registrada en Río, se cree que fue hecha por Sandro Rosell", insiste el rotativo británico, quien apunta que ha procurado sin éxito contactar con el ex presidente azulgrana para preguntarle sobre el particular.

La directiva del club, por su parte, afirma desconocer estos hechos y alega que pertenecen a la esfera privada de Rosell. Por lo demás, aseguran que no existe ninguna relación entre ellos y el patrocinio de la Fundación Qatar en la camiseta del club.

Como fuere, el pasado enero de 2013, la revista francesa France Football publicó una investigación pormenorizada que defendía que Qatar había comprado la organización del Mundial de 2022, y en la que, entre otros, figuraban Teixeira y Rosell como presuntos implicados. Según se reveló entonces, Qatar dedicó a la compra de votos en el seno del Comité Ejecutivo de la FIFA grandes sumas de dinero hasta lograr, el 2 de diciembre de 2010, adjudicarse la organización del Mundial. 

El presidente del Comité de Ética de la FIFA, Michael García, se encarga actualmente de analizar el proceso de elección de los Mundiales tanto de Qatar como de Rusia. Las pesquisas, centradas en la gestión de Teixeira, pueden haber hallado un nuevo filón gracias a la citada transferencia que Rosell, en 2011, supuestamente realizó para asegurar el voto brasileño favorable a la elección de Qatar.

¿Quiere hacer un comentario?